July 13, 2021
De parte de Valladolor
109 puntos de vista


NECESIDAD DE LAS CAJAS
DE RESISTENCIA: 

el ejemplo de TUBACEX

Recientemente, compañeros de la
Asamblea Laboral y la Caja de Solidaridad Obrera Antirrepresiva hemos
podido comprobar de primera mano la lucha ejemplar de los obreros y
obreras de TUBACEX en Amurrio y Llodio (Álava).

Después de más de 150 días de
huelga, la plantilla se mantiene en lucha y unida frente al
expediente de regulación de empleo, y mantiene su huelga indefinida,
entre otras cosas, gracias a la unidad de los trabajadores y a su
caja de resistencia.

Recientemente, se ha publicado la
sentencia que declara NULO el despido de 129 trabajadores.

Los tribunales han declarado nulo el
ERE de Tubacex, uno de los más polémicos de los
últimos tiempos. … El Tribunal Superior de Justicia del País
Vasco declara así nulos los 129 despidos que pretendía la empresa
en sus plantas de Llodio y Amurrio. Pero la lucha continúa. Tubacex
ha anunciado que recurrirá las sentencias. Y los trabajadores se
mantienen en huelga y en los piquetes permanentes a las puertas de la
factoría.

En Álava, TUBACEX posee tres
factorías, dos en Amurrio (frío y Aceralava) y otra en Llodio. El
grupo TUBACEX se dedica a la producción y venta de tubos sin
soldadura en acero inoxidable y en altas aleaciones de níquel.
Además, fabrica otros productos largos de acero inoxidable. Además
de las fábricas de Álava, TUBACEX dispone de instalaciones
industriales propias en Austria, Estados Unidos, Italia, India,
Tailandia, Noruega, Dubai y Arabia Saudi.

NUESTRA VISITA


Compañeros de la Asamblea Laboral y de
la Caja de solidaridad obrera antirrepresiva estuvimos en el piquete
de Tubacex en Amurrio, dos días después de que fuera declarado NULO
el despido de 129 trabajadores. La alegría por el “nulo”
contrastaba con la seriedad de la conciencia de la lucha que todavía
queda por hacer.

Fuimos en todo momento tratados de manera excelente, muy bien recibidos, primero por un compañero de la
Caja de Resistencia de Tubacex que nos presentó a parte del piquete
y luego por todos los que pasaron por allí durante nuestra estancia.
El piquete estaba dividido en dos partes, a cada lado de la carretera
que llega a la factoría, uno controlando la rotonda de llegada y el
otro justo a la puerta. Después de 148 días de huelga, los
trabajadores habían creado sus zonas de relación, la
infraestructura era propia y/o aportada por colectivos como Greba
Batzorde (“comité de huelga” en euskera, comité
permanente que ayuda a los conflictos laborales con dinero y/o
material e infraestructura, según nos decían, algo similar a la
actividad que aquí realiza la Asamblea Laboral). El ayuntamiento de
Amurrio les facilitaba un punto de luz (hay que entender el peso de
la empresa en la zona que obliga también a cosas como esta).

En el piquete habría unas 30 personas
en el momento de menor asistencia (primera hora), llegamos a ser
entre 90 y 100 personas en momentos posteriores como la comida, etc.
Estuvimos con ellos toda la mañana hasta la hora de comer.

Después de comer se produjo el momento
más emotivo, cuando les hicimos entrega de la ayuda aportada por las
cajas de Valladolid. Todos los compañeros y compañeras presentes
nos rodearon, y después de meter el dinero en la caja (una caja de
hierro atada con cadenas que simbólicamente tienen a la puerta de la
factoría y en la que se entregan este tipo de ayudas, luego los
compañeros recogen el dinero, etc.) aplaudieron y se gritaron
consignas (en euskera) como “viva la lucha obrera” (GORA
LANGILEEN BORROKA) o “duro, hasta la victoria” (JO TA KE,
IRABAZI ARTE).

La caja de resistencia de Tubacex se ha
creado al calor de la huelga y se está demostrando como una
HERRAMIENTA imprescindible para llevar la lucha más allá.

La cantidad de dinero que han entregado
en ayudas es muy importante, pero más importante es lo que la caja
está significando en todos los sentidos, pero sobre todo en dos
aspectos: por un lado, evita excusas, dudas, caídas… la unidad de
todos los trabajadores de TUBACEX ha sido ejemplar en todo momento,
no ha entrado nadie ningún día, NO SE HA PRODUCIDO ningún tubo,
ninguna colada… por otro lado, la caja está sirviendo para
fomentar la unidad de clase por encima de las siglas -arrastrando
incluso a los sindicatos-, superando las diferencias entre los
trabajadores por medio de la unidad y la solidaridad de clase. La
extensión del conflicto fuera de las factorías es otra de las
grandes enseñanzas del pasado que los trabajadores de Tubacex han
sabido recuperar.

La experiencia que nos contaron los
trabajadores es más que interesante: cómo cada uno ha aportado lo
que podía o lo que sabe hacer y entre todos se hace todo, cómo se
respondía a las llamadas de los demás, cómo se juntaron 100 para
parar un camión que pretendía entrar en la fábrica un sábado por
la noche, cómo se ha enfrentado la represión policial y sobre todo
la tergiversación y la guerra mediática, etc., etc.

Se nos quedan cientos de cosas: nos
trajimos el calor y el valor de su lucha. Debemos valorar y aplaudir
la lucha de los trabajadores de Tubacex, una lucha basada en cajas de
resistencia, piquetes, asambleas y sindicatos obreros unidos-, una
lucha llevada a cabo con unidad, compromiso y constancia.

LA LUCHA DE TUBACEX ES NUESTRA LUCHA:


¡TUBACEX SALBA DEZAGUN!

 

 

 

Informaciones anteriores:

> SOLIDARIDAD CON LOS TRABAJADORES DE TUBACEX y otras empresas en huelga: https://valladolorenlainfoobrera.blogspot.com/2021/06/solidaridad-con-los-trabajadores-de.html


 





Fuente: Valladolorentodaspartes.blogspot.com