July 7, 2021
De parte de ANRed
170 puntos de vista


Carlos Rosales, empresario dueño de la empresa Garbarino, es quien tiene la responsabilidad principal de que más de 4 mil familias no queden en la calle. Trabajadores y trabadoras autoconvocades estuvieron este martes en Plaza de Mayo para reclamar por sus sueldos y aguinaldos adeudados hace tres meses. No hay respuestas de ninguna parte, ni patronal ni sindical. El sindicato de Camioneros y de Comercio, de Moyano y Cavallieri respectivamente, no respaldan este reclamo, piden paciencia y aducen no poder hacer nada. Por ANCAP.


En diálogo con un trabajador de Garbarino quien optó por no dar su nombre, con 20 años en la empresa, y con la bronca de no poder saber como será su futuro, señaló: “El nuevo dueño vino de la mano de Cavallieri porque no quería que compre Covelia (propiedad vinculada a Hugo Moyano) para que Camioneros no les quite representatividad de los trabajadores”. Sobre la situación que vive en la empresa explicó “Hay 4000 familias que están en el medio y no les dan bola, la olla hay que llenarla todos los días, es un desgaste psicológico terrible, no hay un conflicto tan grande hoy en la Argentina como para que no se haga visible, hace 15 días que Garbarino no vende ni por la Web” y sentenció â€œLa semana pasada Rosales rechazó una oferta donde le querían comprar la empresa”. La oferta fue del empresario Facundo Prado, dueño de telecomunicaciones Supercanal Arlink.

Ayer en Plaza de Mayo la movilización fue masiva y muchos medios levantaron la noticia, desde los medios comerciales tiene esta empresa un cerco mediático que comenzó a caer. Carlos Rosales no sólo es el dueño de Garbarino, entre sus bienes figura un hotel en Misiones y el restaurante Schiaffino Bistró, en la Recoleta; además de presidir el Grupo Prof; también  compró Radio Continental y forma parte de la comisión directiva de San Lorenzo de Almagro la cual es presidida por Matías Lammens, Ministro de Turismo de la Nación, quien debería estar enterado de lo que ocurre y poder ser un mediador para la salida de este conflicto laboral.

Un empresario que según el medio que lo aborda puede leerse la historia de un joven repartidor de pizzas que se convirtió en un exitoso dueño de una de las cadenas de electrodomésticos mas importante de la Argentina, que incluye además a Compumundo, Digital Fueguina, Tecnosur, Garbarino Viajes y Fiden. En una entrevista al diario Perfil, Rosales destacó “En Argentina, ese escenario que puede parecer desalentador, se puede convertir en una oportunidad única en la medida que logremos adoptar las tecnologías necesarias y aprovechar el capital humano con el que contamos”. Está claro que Rosales dice mucho y hace nada.

La deuda con les trabajadores acumula el bono firmado de navidad, y tres meses de sueldo más los aguinaldos. Esta última semana les trabajadores de la sucursal de Lanús decidieron tomar el lugar en reclamo de la ausencia de respuestas ante la falta de pagos. Las sucursales de zona oeste hoy están sin operar al público. La empresa al día de hoy no  realiza los aportes jubilatorios ni los de la obra social. Las sucursales que figuran cerradas a causa de este conflicto son las cuatro de Rosario, Mar del Plata, Merlo, Río Cuarto, Río Gallegos y las provincias de Chubut y Salta.

Las respuestas aún no son claras, la plata no aparece y el responsable se esconde, mientras tanto hay 4 mil familias en vilo que no pueden dormir tranquilas porque no saben que puede ocurrir con sus puestos de trabajo.

Fuente: https://noticiasancap.org/2021/07/06/no-hay-un-conflicto-tan-grande-hoy-en-la-argentina-como-para-que-no-se-haga-visible/





Fuente: Anred.org