November 9, 2021
De parte de Red Nacional De Medios Alternativos
251 puntos de vista


El 7 de diciembre de 2016 en Potrerillo, Mendoza, Viviana Luna salió de su casa para asistir a una entrevista laboral y desde ese momento no se la volvió a ver. En el Enredando las Mañanas, dialogamos con Matías, su hijo, para comprender las implicancias del caso y el proceso de búsqueda. A 5 años de su desaparición, la familia debió buscar, gestionar peritos independientes y presionar constantemente a la Justicia para que avance en la investigación. Matías contó además que les cuesta difundir el caso por fuera de la provincia y denunció el silencio y la desinformación de los medios locales. El último rastrillaje reciente, arrojó elementos que involucran en el caso a personas influyentes de Mendoza. Hoy los hijos de Viviana se organizan en conjunto con otras familias para que no haya más desapariciones forzadas. Por RNMA


“Mi mamá fue a una entrevista de trabajo el 7 de diciembre del 2016, era por la mañana. Al salir de la entrevista es la última vez que se la ve. No hay rastros, pistas, sospechosos, no hay nada. Ahora este 7 van a ser 5 años, de los cuales es una lucha interminable, contra la respuesta de la Justicia, que no hace su trabajo como corresponde.” Así comenzó la entrevista, Matías, hijo de la mujer desaparecida. Y agregó: “Desde que hicimos la denuncia al día de la fecha, dicen que están trabajando, buscando, pero nada. Lo mismo desde hace 5 años, nada.”

Matías relató las trabas y cómo debieron autogestionar con ayuda de la sociedad, sumar a la causa un perito de parte: “nosotros queríamos que participara Marcos Guerrero en el caso de mi mamá, el experto que trabaja con perros buscando personas. Le hicimos pedido a la fiscal. Demoró 5 meses en respondernos que no. Mientras pasó ese tiempo sólo recibimos vueltas con excusas de certificados, de requisitos, hasta que dijo que no. Nos informamos que teníamos derecho de convocarlo como perito de parte de la familia y podía intervenir, sin entorpecer la investigación. Así que lo trajimos por nuestra cuenta con ayuda de la sociedad, porque no podíamos solventar los gastos. Fuimos a buscarlo a Rio Negro, gastos del viaje, la estadía, comida, todo fue por nuestra cuenta. Y fue la sociedad la que nos ayudó con el dinero. Pedimos ayuda a la gente en general, difundimos una cuenta para el que todo que pudiera aportara, todo sumaba. Hicimos rifas, bingos, alcancías en las calles, en los semáforos. No tuvimos apoyo de ninguna organización.” Aclaró que estas actividades ayudaron a romper con el silencio sobre la desaparición de Viviana: “La gran mayoría si estaba empapada del tema pero muchos no, así que nos preguntaban sobre el caso.”

Sobre los últimos avances en la investigación, el hijo comentó: “se hicieron dos rastrillajes estos últimos días que fueron positivos porque se encontraron pruebas que están siendo examinadas. No puedo ampliar porque están bajo investigación y puede entorpecer. Pero se encontraron papeles. Pistas como de un itinerario, papeles con nombre, en donde se nombra a gente importante, influyente de acá de Mendoza.”

Sembrando pistas falsas y el silencio cómplice

Cómo en la mayoría de las desapariciones forzadas de personas, en el caso de Viviana, también se plantearon, según Matías, pistas falsas: “se encontraron cartas en una computadora, cifradas, en un tipo de archivo que no  cualquiera sabe cambiar ese tipo de archivo. Mi mamá no sabía hacerlo. Estaban llevando la causa para ese lado, para el suicidio, o que se fue por su cuenta. Nosotros del minuto uno decimos que mi mamá no se fue. Porque ella no era del tipo de persona que se fuera. Yo sé, yo siento que a mi madre le hicieron algo.”

El silencio cómplice y la desinformación de los medios locales, es otra lucha que la familia está dando. Matías expresó: “Tratamos muchas veces de llegar a otras provincias pero se nos hizo muy difícil que salga la información. Lo que más pedimos es que se sepa en todos lados que nos falta una persona en Mendoza, que nos falta nuestra madre. Los medios de acá, no se puede contar, manejan la información como ellos quieren. Hacemos nota, nos recortan lo que queremos expresar, lo que nos parece importante. Es otra lucha incansable, además de luchar contra la justicia para que se mueva, tenemos que estar luchando con los medios que desinforman a la gente, en vez de informar que es su obligación y profesión. Los medios muchas veces además son encubridores, porque tocan a personas importantes del poder.” Y agregó: “en el último tiempo que hicimos el rastrillaje con Marcos, los medios se encargaron de difamarlo en vez de hacer hincapié en lo que se encontró.”

EL dolor que se transforma en organización

El hijo contó cómo el dolor y la búsqueda los llevo a organizarse con otras familias que atraviesan la misma situación : “Tenemos una página que se llama Hijos del Dolor. La hicimos con mi compañera para dar a conocer y apoyar a más familias que están en la misma situación. Nosotros ya hicimos una experiencia. Dos años fuimos ignorantes en el tema, hasta que fuimos aprendiendo. De la Justicia no recibimos ayuda, ni asesoramiento, ni orientación. No nos dijeron que buscáramos abogados, no ofrecieron psicólogos, se lavaron las manos. Si alguien se encuentra en la misma situación, queremos acompañar y dar ese apoyo que nos faltó. No queremos más gente desaparecida.”

“Cuando empezamos íbamos solos contra la corriente no sabíamos ni para donde caminar. Hoy tenemos gente que nos apoya, asesora y que la lucha a la par con nosotros. Si no nos unimos y peleamos juntos, va a ser imposible que esto cambie. Tenemos un movimiento que queremos hacer en todo el país, en todo el mundo que se llama “Acá había una vez”. Se trata de poner un cartel, un retrato en el lugar donde desapareció la persona y explicar con breve historia cómo desapareció. Lo hicimos con nuestra madre, pusimos un cartel en el lugar último donde se la vio para que la gente que pase vea y sepa que allí en plena luz del día desapareció una mujer, nuestra madre. Ver la foto, el cartel, impacta más, queremos generar más conciencia”, dijo para finalizar.

Escucha la entrevista completa haciendo click acá: https://ar.radiocut.fm/audiocut/nos-falta-viviana-luna-a-plena-luz-del-dia-desaparecio-mi-madre/




Fuente: Rnma.org.ar