February 28, 2021
De parte de El Libertario
306 puntos de vista


Fabio Kamp
 
Cualquiera que diga que hay reglas preestablecidas en la cocina se equivoca. Incluso la mera ejecuci贸n de recetas tradicionalmente consolidadas nos lleva inevitablemente a resultados con mil matices, ya sea porque los ingredientes nunca ser谩n id茅nticos, o porque la mano le pone su imponderable dosis de personalizaci贸n.

Esta reflexi贸n se inspir贸 en un libro que me regalaron mis amig@s Enri y Susa, Ricette Anarchiche de Rino De Michele y otros autores *. Como dice el autor en la presentaci贸n, “el significado de toda la operaci贸n radica en la yuxtaposici贸n y el significado puramente literario de las palabras receta y anarqu铆a” – Receta: remedio, indicaci贸n escrita u oral de las reglas para preparar un compuesto, sistema, expediente – Anarqu铆a: doctrina social y pol铆tica que aboga por la igualdad y la abolici贸n anarqu铆a: rechazo de toda autoridad centralizada.

En cada receta que se transmite hay un trozo de historia vivida, est谩 la historia de los pueblos que, para decirlo en concreto, tuvieron que comer para llegar a ser lo que han sido. Y el libro es, de hecho, un entrelazamiento continuo de recuerdos de episodios de la vida colectiva y narrativas de recetas estrechamente relacionadas con ellos. En verdad el libro es mucho m谩s que esta s铆ntesis extrema, y 鈥嬧媍omo los autores no lo quieren, pero tambi茅n para sugerir un estudio interesante, me refiero a la visi贸n de http://vimeo.com/20212710 .

As铆 es, la comida de verdad es una mezcla de culturas, experiencias, recuerdos pero sobre todo un deseo 铆ntimo de liberar la creatividad. As铆 que esta vez, con la intenci贸n de dar rienda suelta a esto, me invent茅 una pescando en los recuerdos, en la tradici贸n del hogar y en mi experiencia personal, pero sobre todo aprovechando lo que actualmente se encuentra en el refrigerador de casa. y me puse manos a la obra. No les estoy dando una lista de todo lo que estaba almacenado en mi refrigerador ese d铆a, sino solo lo que identifiqu茅 como candidato para llegar a algo cre铆ble … o m谩s bien comestible. Hab铆a rodajas de pechuga de pavo, apio, zanahorias, vino blanco abierto. Fuera de la nevera, lo que nunca puede faltar, de lo contrario tambi茅n podr铆amos colgar las cacerolas, es decir: ajo, cebolla, aceite de oliva virgen extra, harina, sal, guindilla y luego pasta de anchoas (隆es lo mejor y para nosotros los florentinos pero si no la tienes, est谩 bien), papas , palillos de dientes. Fuera de casa, como vivo en el campo, nunca extra帽o las hierbas: laurel, salvia, romero, perejil.

驴Pensaste que te estaba dando dosis para cuatro o seis personas? Para nada, acom贸dense como lo hice yo en ese momento, qu茅 significar铆a鈥. 隆lo que haya en la nevera es lo que se hace!

En retrospectiva, le di el nombre de pavo con patatas

Comenzar con cebolla picada, zanahoria, apio, perejil, un chorrito de pasta de anchoas en tubo, dorar lentamente en una sart茅n con aceite; agrega sal y aseg煤rate de que no se queme y si se seca demasiado agrega un poco de agua gradualmente. Picar el ajo, las hojas de laurel, el romero, la salvia y dejarlo ah铆 para su uso posterior. Hervir unas patatas en agua con sal y retirarlas al dente. Coge una tabla de cortar grande, coloca las rodajas de pechuga de pavo una a la vez y b谩telas hasta que se reduzcan a un grosor de unos 3 mm. Para ello lo ideal es esa especie de martillo grande de hierro o madera, si no lo tienes coge el cuchillo m谩s grande y pesado que tengas y 谩rmate de paciencia. Ahora sobre las rodajas adelgazadas extiende una capa de la carne reci茅n cocida, enrolla la rodaja para formar un rollo y ci茅rrala pinch谩ndola con uno o m谩s palillos. Pon un poco de aceite en una cacerola grande y calienta la mezcla picada que ya preparaste a fuego medio, agregando guindilla s.c. (seg煤n conciencia), colocar los panecillos y dorarlos por ambos lados, agregar sal, agua con vino blanco, agregar las papas cortadas en trozos y tapar reducienndo el fuego a bajo. Rev铆salo cada 5 minutos dando la vuelta a los panecillos y las patatas y si se seca, vuelve a regarlo con vino, si se emborracha mejor. En unos 15/20 minutos seguramente podr谩s sentarte a la mesa, vertiendo un buen rojo de la casa en los vasos.

Te invito a experimentar con lo que tu refrigerador ha decidido guardar cari帽osamente, mi resultado fue satisfactorio, 隆divi茅rtete anarquicamente!

* Nota de El Libertario: El libro en italiano es accesible en https://www.scribd.com/document_downloads/direct/372295207?extension=pdf&ft=1537384442&lt=1537388052&show_pdf=true&user_id=29472320&uahk=dY3m6Le65aXr6K5oRRNyc8oHLqo.

[Original en italiano en http://www.kamp.it/2011/10/cucinare-e-anarchico-e-libertario. Traducido por la Redacci贸n de El Libertario.]




Fuente: Periodicoellibertario.blogspot.com