May 22, 2022
De parte de ANRed
225 puntos de vista

Un resumen de la historia de Palestina de los 煤ltimos 74 a帽os. La expulsi贸n masiva de la poblaci贸n, decenas de masacres y centenares de pueblos arrasados para dar cabida al estado de Israel, la resistencia palestina, la Intifada y la actual lucha por el t茅rmino de la ocupaci贸n militar y el retorno de los refugiados a sus hogares de origen. Por Mussa鈥檃b Bashir Alazaiza*


El 15 de mayo 1948 inici贸 su andadura sobre Palestina el Estado de Israel, tras una ofensiva militar llevada a cabo por facciones y bandas paramilitares sionistas.

Tres cuartos de la poblaci贸n palestina debieron recurrir al exilio en lo que se llama en 谩rabe Nakba y en espa帽ol calamidad.

Palestina e Israel son sin贸nimos respectivos de opresor y oprimido, o colonizador y colonizado.

Israel es el fruto del sionismo, un movimiento fascista surgido en el siglo XIX en Europa cuando las potencias capitalistas empezaban su depredaci贸n en Asia Occidental.

Theodor Herzl, el primer jefe de la organizaci贸n sionista mundial explic贸 en su

obra El Estado Jud铆o: 鈥淧ara Europa formar铆amos all铆 un baluarte contra Asia; estar铆amos al servicio de los puestos de avanzada de la cultura contra la barbarie.鈥

De ah铆 se desprende la ideolog铆a colonialista racista que caracteriza al r茅gimen de Tel Aviv en funci贸n del imperialismo, aunque hay diferencias entre sionista y jud铆o, al igual que nazi y alem谩n.

La propuesta de Herzl se ajustaba a los intereses del Reino Unido que desaloj贸 de la zona al imperio otomano y ocup贸 su puesto al t茅rmino de la primera Guerra Mundial.

Con anterioridad, la ocupaci贸n brit谩nica abri贸 el camino al movimiento sionista y se comprometi贸 en 1917 鈥 a trav茅s de la Declaraci贸n Balfour 鈥 a establecer un Estado jud铆o en Palestina.

Nakba y retorno: esencia de la causa palestina

Fue una calamidad lo que sucedi贸 desde finales de 1947 hasta la mitad de 1948 cuando se instaur贸 el Estado de Israel.

Los brit谩nicos prepararon una Resoluci贸n para la ONU para dividir a Palestina en dos estados, uno 谩rabe y otro jud铆o.

Hubo rechazo general del pueblo palestino a esa decisi贸n, pero el sionismo dispon铆a de organizaciones militares preparadas por los brit谩nicos.

Basados en esas agrupaciones ejecutaron un plan llamado 鈥Plan Dalet鈥 o plan D, que consist铆a en una serie de operaciones militares, masacres y represi贸n contra el pueblo palestino.

Mientras los sionistas contaban con m谩s de 100 mil combatientes y un armamento terrestre, a茅reo y mar铆timo moderno, el pueblo palestino estaba totalmente desarmado.

Y cuando los ataques sionistas arreciaron, las tropas de pa铆ses 谩rabes vecinos que defend铆an a sus hermanos no superaban los 50 mil y con armas antiguas.

Los nombres de las operaciones sionistas lo dicen todo; 鈥淢atate鈥, 鈥淜elshon鈥, 鈥淣ikayon鈥 y 鈥淧irush鈥 que significan en hebreo respectivamente: Escoba, Pala, limpieza y extensi贸n.

El resultado deriv贸 la expulsi贸n de 750 mil palestinos que se convirtieron en refugiados, mientras los sionistas ocuparon 78 por ciento del territorio, a excepci贸n de la Franja de Gaza que qued贸 bajo administraci贸n de Egipto y Cisjordania -incluida Jerusal茅n Este- que pas贸 a jurisdicci贸n de Jordania.

En las d茅cadas de los a帽os 50 y 60 del siglo XX, con el auge del movimiento panarabista liderado por Egipto y su presidente Gamal Abdel Naser, el pueblo palestino comenz贸 a organizarse para la batalla por la liberaci贸n.

Los palestinos recuerdan de esa 茅poca la visita del guerrillero argentino cubano, Ernesto Che Guevara, quien estuvo en Gaza en 1959 y ofreci贸 sus servicios para luchar por la liberaci贸n de Palestina.

Esa oferta fue rechazada por Egipto que preparaba una guerra cl谩sica contra el

ocupante sionista.

En 1967, Israel aprovecha el caos y las decisiones equivocadas de Egipto y Siria, y logr贸 en un ataque anticipado lo que quedaba de Palestina y adem谩s partes de Egipto, Siria y Jordania.

La agresi贸n israel铆 empez贸 por una operaci贸n preparada desde 1959 llamada 鈥淢oked鈥 o Foco en hebreo.

A ra铆z de esa derrota, las facciones palestinas decidieron liderar el proceso emancipador con la Organizaci贸n para la Liberaci贸n de Palestina (OLP).

La Intifada

Tras a帽os de Intifada (levantamiento popular) se firmaron, en 1993, los acuerdos de Oslo, en Noruega, al decidir la burgues铆a palestina, sin consulta alguna con la poblaci贸n, reconocer al Estado de Israel y conseguir la materializaci贸n de dos Estados.

Aun as铆, Israel continu贸 su programa de construir asentamientos en territorio ocupado, promulgar leyes racistas y cometer cr铆menes contra el pueblo nativo palestino.

Las medidas israel铆es condujeron al estallido de la segunda Intifada en 2000 que propici贸 la presencia de la corriente islamista dentro de la dirigencia administrativa palestina bajo ocupaci贸n israel铆.

El Boicot, BDS como arma contra la barbarie

Con el final de esa intifada todos los sectores del pueblo palestino lanzaron el llamamiento de Boicotear, Desinvertir y Sancionar (BDS) a Israel para exigirle que eliminara sus medidas racistas y garantizara el regreso de los refugiados.

Se trata de una convocatoria inspirada por la experiencia de Sud谩frica en la lucha contra el r茅gimen del apartheid. Cabe mencionar que Israel fue el 煤nico que mantuvo relaciones con Pretoria y desarroll贸 armas nucleares con los racistas sudafricanos.

El boicot contempla todos los productos y bienes israel铆es, incluidos los culturales, deportivos y de todo tipo; la desinversi贸n consiste en evitar traer capitales para la econom铆a israel铆 y la sanci贸n, tal vez la m谩s temida por Tel Aviv, porque se trata de condenar por v铆as legales a la opresi贸n israel铆 sobre Palestina y romper relaciones diplom谩ticas.

El pueblo palestino es un pueblo milenario, diverso, con musulmanes, cristianos, jud铆os y de otras confesiones.

Un componente importante en la lucha contra el sionismo es refutar su ret贸rica que secuestra el juda铆smo y alega la falacia de que existe 鈥渦n pueblo jud铆o鈥.

Sin embargo, es ostensible que el juda铆smo es una religi贸n y una caracter铆stica cultural. No existe ni una naci贸n jud铆a ni una naci贸n musulmana ni cristiana.

En Palestina, el tema es de liberaci贸n y sobre todo regreso de los refugiados.

El hecho de que en tiempo reciente la Corte Penal Internacional abri贸 una investigaci贸n contra el Estado de Israel es un paso importante en el proceso de sancionar y responsabilizar al r茅gimen sionista de Israel por sus cr铆menes de ocupaci贸n y apartheid entre otras.

Las autoridades de Israel detienen a ni帽os palestinos, los someten a interrogatorio sin presencia de tutelas o abogado y adem谩s los presenta en cortes militares que pueden, seg煤n la ley israel铆, condenarlos hasta 20 a帽os de

c谩rcel por lanzar piedras contra las tropas ocupantes. Adem谩s, cientos de personas est谩n encarceladas sin cargos ni juicios, y miles de todos los perfiles siguen encarcelados en condiciones terribles.

En Israel, entraron en vigor m谩s de 50 leyes racistas que proh铆ben a los palestinos vivir y trabajar en el 91% de las tierras agr铆colas bajo jurisdicci贸n israel铆.

La Franja de Gaza est谩 bajo bloqueo desde hace tres lustros, mientras que en cada ataque de la maquinaria b茅lica israel铆 caen ni帽os y civiles muertos con impunidad. Por eso la consigna de Sanci贸n es ahora la principal arma del pueblo palestino oprimido. La posibilidad de una soluci贸n de dos Estados fracasar谩 porque no puede haber coexistencia pac铆fica entre el lobo y el cordero, sino tambi茅n porque se obvia que la raz贸n est谩 de parte de los palestinos por ser un pueblo ocupado y colonizado.  Pero entre los palestinos hay conciencia de que el sionismo trajo muchos jud铆os y nacieron muchos otros, por lo tanto, el regreso de los refugiados no implica expulsar a nadie, sino que todos vivan en una nueva Palestina con iguales derechos para todos. Es sin duda una generosidad del pueblo aut贸ctono de Palestina llegar a esa conclusi贸n, aunque solo sea la opini贸n de una parte de los palestinos y de los israel铆es. En Israel, hay mucho fascismo y racismo, con un sistema educativo y la militarizaci贸n generalizada dise帽ados para crear un monstruo excluyente.

Por otra parte, el regreso de los refugiados y su convivencia con los residentes en Palestina sean del credo que sean, exige un sistema que contemple planes econ贸micos y urban铆sticos ventajosos para todos por igual.

Ese ideal est谩 a煤n muy lejos y son pocos quienes creen en que emerger谩 un Estado palestino 煤nico, laico, democr谩tico y socialista, pero se nota su crecimiento en la lucha y la sensibilizaci贸n de aspirar a un mundo mejor.

*Exprisionero pol铆tico en c谩rceles israel铆es





Fuente: Anred.org