June 16, 2021
De parte de Nodo50
179 puntos de vista



Si hay una regi贸n donde se ha replicado a cabalidad ese s铆mil de 鈥渓os ejercicios de relevos鈥 entre la fuerza p煤blica y los paramilitares, es en el Catatumbo. Se turnan para agredir a la poblaci贸n. Cuando unos atacan los otros se repliegan y al rev茅s.

Es una vieja y descarada pr谩ctica, desde finales de los a帽os 80, que ha dejado una tr谩gica estela de sangre y dolor.

La martirizada regi贸n del Catatumbo s铆 que tiene suficientes razones para hacer parte de la actual protesta nacional. Son d茅cadas de violencia institucional, masacres, desplazamiento forzado; el abandono del Estado ha sido la constante; una extensa regi贸n sin v铆as de acceso, carencias abismales en salud y educaci贸n; una explotaci贸n petrolera que no ha revertido en obras y progreso las necesidades sociales de la regi贸n.

Los sonados paros regionales llevaron a suscribir convenios con sucesivos gobiernos, que nunca fueron cumplidos.

Comunidades que se encuentran reunidas en el COMIT脡 DE UNIDAD DEL CATATUMBO, del cual hace parte la USO Subdirectiva Tib煤, provenientes de diferentes 谩reas de la regi贸n, se encontraban manifest谩ndose de manera pac铆fica en el sector de Agualasal, municipio del Zulia, Norte de Santander; Este 12 de junio de 2021, llegaron hasta all铆 seis sujetos armados, en motocicletas, los se帽alaron de ser guerrilleros, amenazaron, golpearon y abrieron fuego contra los campesinos que all铆 se encontraban expresando su voz de protesta.

Los individuos se identificaron como paramilitares. Hicieron disparos con armas de fuego, impactando a dos miembros de la comunidad. Uno de ellos tiene lesiones de gravedad; Igualmente se llevaron al menos 15 celulares y billeteras con los documentos de identidad y dinero de los campesinos. Tambi茅n fueron hurtados varios chalecos de la guardia campesina y cuatro motocicletas. En el sitio se recolectaron casquillos de munici贸n.

Seg煤n lo revelado por los campesinos, realizaron aproximadamente 150 tiros con armas de distintos calibres. Adem谩s de los heridos, otros resultaron lesionados por armas traum谩ticas. Los paramilitares estuvieron alrededor de 10 minutos en el punto y luego se retiraron. Ante esta brutal agresi贸n, los manifestantes se dispersaron y en estos momentos se desconoce la ubicaci贸n de dos de ellos.

No fue suficiente que hubiera la visita de verificaci贸n de la CIDH; a las 茅lites gobernantes, amamantadas en la guerra y la muerte eso no les importa. Dicen que son respetuosos de los Derechos Humanos y de la protesta ciudadana, pero en la realidad se niegan a dar garant铆as para que la indignaci贸n popular se exprese.

La Uni贸n Sindical Obrera (USO) solicita a la comunidad internacional acompa帽amiento y monitoreo a las comunidades que se encuentran haciendo uso leg铆timo a la protesta social, dado que en Colombia tanto la fiscal铆a como los entes de control se encuentran sometidos a la pol铆tica del gobierno y por tanto no act煤an conforme a la constituci贸n y la ley.




Fuente: Prensarural.org