January 17, 2023
De parte de Asociacion Germinal
1,241 puntos de vista

El r茅gimen dictatorial Boluarte-Ot谩rola estableci贸 el estado de emergencia en las regiones de Lima, el Callao, Puno y Cusco, frente a las diversas convocatorias a movilizaci贸n popular que se anunciaron para este lunes 16 de enero, y cuyos objetivos son la renuncia de Dina Boluarte, el cierre del Congreso golpista y olig谩rquico, y la convocatoria a nuevas elecciones.

La medida, que tiene un mes de duraci贸n desde este domingo 15 de enero, otorga plenos poderes a la Polic铆a para mantener el control del orden interno del pa铆s con el auxilio de las Fuerzas Armadas, y consiste en la suspensi贸n de los derechos constitucionales de la poblaci贸n, como la inviolabilidad de domicilio y las libertades de tr谩nsito por el territorio nacional, reuni贸n y libertad y seguridad personales. En el departamento de Puno ya se impuso el toque de queda.

Desde comienzos de diciembre de 2022, se iniciaron las movilizaciones, protestas y marchas contra el r茅gimen golpista que vac贸 inconstitucionalmente al presidente Pedro Castillo, elegido por las urnas. El Congreso, tomado por los representantes de los intereses olig谩rquicos, es el epicentro donde se origin贸 una larga crisis pol铆tica larvada desde antes de los comicios que dieron la victoria a Castillo. De hecho, es el mismo parlamento que le impidi贸 gobernar.

Al respecto, uno de los factores decisivos del golpe de Estado fue la eventualidad de aplicar un programa de aristas progresivas que favorec铆an a las clases trabajadoras y populares. Por ello, en cuanto se produjo la asonada antidemocr谩tica, la embajadora de Estados Unidos en Per煤 y el propio secretario de Estado estadounidense respaldaron a Dina Boluarte.

En un marco ampliado de relaciones de fuerza a escala mundial, Estados Unidos y sus aliados y subalternos, en medio de una crisis de hegemon铆a planetaria contra China y sus adeptos, desde hace a帽os viene impulsando 鈥済olpes institucionales o parlamentarios鈥 en Am茅rica Latina. Ya ocurri贸 el 2009 con Manuel Zelaya en Honduras, el 2012 con Fernando Lugo en Paraguay, el 2016 con Dilma Rousseff en Brasil, y el 2019 con con Evo Morales en Bolivia. El imperialismo norteamericano precisa asegurar las relaciones de subordinaci贸n hist贸ricas que ha sostenido con Latinoam茅rica para enfrentar esta suerte de segunda guerra fr铆a. Por ello, el desenvolvimiento de la lucha del pueblo peruano cobra inmediatamente car谩cter anti-colonialista y antiimperialista.

Hasta el momento, en el pa铆s andino han sido masacradas con munici贸n real e incluso desde helic贸pteros militares casi 50 personas por la polic铆a y los soldados; centenares de heridos de gravedad; y otros muchos judicializados como 鈥渢erroristas鈥, actualmente detenidos y prisioneros pol铆ticos.

Este domingo 15, en Lima, contra la orden del estado de emergencia, diversas agrupaciones se han manifestado en las calles, preparando el clima de las protestas del lunes.

Share



Fuente: Asociaciongerminal.org