January 24, 2021
De parte de Grup Antimilitarista Tortuga
778 puntos de vista

Isa Ferrero

Autora de 鈥橬egociar con asesinos. Guerra y Crisis en Yemen鈥

Aproximadamente 310.000 personas han muerto en una guerra que se ha mostrado devastadora. Yemen corre el peligro de vivir una hambruna como no se ha visto en d茅cadas. Mientras, el gobierno de Espa帽a destina mil veces menos ayuda humanitaria en comparaci贸n a los 435,2 millones autorizados a Arabia Saud铆 y Emiratos 脕rabes Unidos en el 2019.

Poner cifras a horrores que suceden a diario tiene el riesgo de deshumanizar el sufrimiento que viven a diario millones de personas. No obstante, es imprescindible que se haga para ser consciente del grado de destrucci贸n que provocan las guerras y la alta inmoralidad en la que se sustenta el comercio de armas, los “instrumentos de muerte que fabricamos para los que viven en Oriente Pr贸ximo”, como dec铆a Robert Fisk.

Uno de los esfuerzos m谩s importantes que se han realizado en este sentido es el informe de abril de 2019 del Pardee Center para el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo. Este estudio permiti贸, en el a帽o 2019, poner una cifra real al conflicto. De aqu铆 viene el dato de las 233.000 muertes.

El informe fue muy importante porque, aparte de hacer una radiograf铆a de los severos da帽os que van a pagar las generaciones venideras en Yemen, revel贸 el enorme coste humano de esta guerra. Uno de los aspectos m谩s destacables es que ya en el a帽o 2019 m谩s de la mitad de las muertes producidas se deb铆an a causas indirectas como la “falta de acceso a comida, servicios sanitarios e infraestructura”. Este enorme sufrimiento era completamente predecible, tal como lo admiti贸 uno de los hombres claves de la administraci贸n Obama en Oriente Pr贸ximo, Robert Malley.

Los instrumentos de muerte exportados desde Occidente han servido para que la Coalici贸n liderada por Arabia Saud铆 y Emiratos 脕rabes Unidos iniciara una mezquina campa帽a de bombardeos contra la poblaci贸n, las infraestructuras y contra la agricultura del pa铆s. Una campa帽a para matar de hambre a la poblaci贸n que ha venido de la mano de un bloqueo por tierra, mar y aire. No hay ning煤n tipo de duda de cu谩l era el objetivo: Yemen, un pa铆s extremadamente pobre, “siempre ha dependido de importar comida” y antes de la guerra importaba el 90% de ella.

Esta es la raz贸n por la que resulta desconcertante pensar que el gobierno de Espa帽a sigue empe帽ado en vender cinco corbetas a Arabia Saud铆 por 1.800 millones de euros, tal como lo ha dejado caer la secretaria de comercio, Xiana M茅ndez B茅rtolo. Una venta que no solo es contraria al Tratado sobre el Comercio de Armas (2014), sino que tambi茅n es ilegal con respecto a la ley espa帽ola 53/2007.

No obstante, han pasado casi dos a帽os y el coste humano es cada vez m谩s grande. Por lo tanto, es necesario revisar este dato. Por un lado, hay que sumar a las 233.000 muertes las producidas en combate durante el a帽o 2020, dadas por el “Armed Conflict Location and Event Data Project” (ACLED). Hemos utilizado los datos del ACLED, porque seg煤n el estudio “son m谩s representativos” que el resto.

Desde el 1 de enero de 2020 al 8 de enero de 2021, 19.831 personas han muerto. Aunque para hacer una estimaci贸n adecuada, hay que sumar las del a帽o 2015. La raz贸n es que el informe no las cuenta porque en ese momento el ACLED no hab铆a reportado esos datos y se utiliz贸 para el c谩lculo la cifra de 6.778 procedente del UCDP. Ahora sabemos que, durante el a帽o 2015, ha habido 17.474 v铆ctimas mortales, una diferencia de 10.696.

A todas estas cifras actualizadas del ACLED, hay que sumarle las muertes indirectas. Para ello, nos hemos puesto en contacto con el director del Pardee Center, Jonathan D. Moyer. Aproximadamente 46.333 personas murieron de forma indirecta, lo que supone que en el a帽o 2020 ha habido cerca de 66.000 muertes.

Sumando esta cifra a las nuevas que nos ha proporcionado el ACLED, se llega a la conclusi贸n de que aproximadamente 310.000 personas han muerto en la guerra de Yemen.

Sin embargo, conviene hacer varias precisiones. Este informe se realiz贸 en abril del a帽o 2019, y, por lo tanto, no ha tenido en cuenta el grave deterioro de la crisis humanitaria vivida en Yemen durante el a帽o 2020. La situaci贸n ha ido empeorando, pese a que a finales del a帽o 2019 hab铆a cierto optimismo.

Los enfrentamientos entre todas las partes beligerantes se han intensificado. En el norte, los hut铆es siguen dando muestra de su crueldad contra la poblaci贸n, mientras que en el sur es cada vez m谩s palpable el fracaso de Arabia Saud铆 y Emiratos 脕rabes Unidos de formar un gobierno estable. Lamentablemente, la alta violencia ha coincidido con inundaciones muy severas y con la llegada del coronavirus. La gente no solo enfrenta la amenaza del hambre, sino que, de igual forma, est谩 acorralada por otras epidemias como el c贸lera, la malaria y la difteria, tal como nos cuenta Eva Erill, de Solidarios Sin Fronteras, que lleva desde el a帽o 2015 intentando hacer lo imposible para detener este desastre.

La respuesta de los pa铆ses occidentales muestra una vez m谩s la degradaci贸n moral de nuestras 茅lites pol铆ticas. Aparte de enriquecerse con el comercio de armas, no han movido un dedo para financiar programas humanitarios que estaban colapsando por la falta de fondos. Se ha destinado solamente el 50% del plan de ayuda de Naciones Unidas de 2020, cuando este plan ya hab铆a sido recortado un 20% con respecto al a帽o 2019. La decisi贸n de la administraci贸n Trump de designar como organizaci贸n terrorista a los hut铆es es otro paso m谩s para matar de hambre a millones de personas.

El pasado noviembre, el secretario General de la ONU, Ant贸nio Gutierres, advirti贸 que “Yemen est谩 en inminente peligro de vivir la peor hambruna que el mundo ha visto en d茅cadas”. 驴Qu茅 supone esto? B谩sicamente, reconocer que “millones de personas pueden morir” si no se act煤a de inmediato. Adem谩s, se corre el peligro de volver a lamentables episodios vividos como el de Etiop铆a en el a帽o 84 o el de Irak en la d茅cada de los 90.

La degradaci贸n moral tambi茅n se traslada a Espa帽a. Durante el a帽o 2020, el Gobierno envi贸 menos de 400.000 euros en ayuda humanitaria a Yemen. Una cantidad 460 veces inferior que la enviada por Alemania, pese a que este pa铆s decret贸 un embargo de armas a Arabia Saud铆 en el a帽o 2018. La ayuda humanitaria enviada por Espa帽a es del orden de mil veces inferior a la que autoriza con respecto a la venta de armamento. En el a帽o 2019 se autoriz贸 la venta de armamento de 435,2 millones de euros a Arabia Saud铆 y Emiratos 脕rabes Unidos. Durante el primer semestre de 2020 (el segundo semestre todav铆a no se conoce) se autoriz贸 121,31 millones de euros en armas a estos dos pa铆ses, mientras que en esos mismos meses se envi贸 0 euros de ayuda humanitaria.

El pasado 21 de diciembre, el diputado de Unidas Podemos, Roberto Uriarte, present贸 una Proposici贸n no de Ley (PNL) apoyada por Joan Josep Nuet (ERC) y Jon I帽arritu (EH Bildu) para enviar ayuda humanitaria y que se atendieran las peticiones de las organizaciones humanitarias. Sin embargo, el Partido Socialista diluy贸 la PNL presentando una transaccional con el objetivo de retrasar el env铆o de ayuda humanitaria a Yemen y alejando cualquier prohibici贸n o embargo a Arabia Saud铆 o Emiratos 脕rabes Unidos. Las relaciones diplom谩ticas con estos dos pa铆ses siguen siendo vergonzosas, muestra de ello ha sido la huida pactada de Juan Carlos entre Partido Socialista y Felipe VI. El desprecio de nuestras 茅lites hacia los derechos humanos es m谩s que palpable en nuestro pa铆s. No es de extra帽ar el enfado de las organizaciones humanitarias y en defensa de los derechos humanos: las corruptelas de nuestras 茅lites han pesado m谩s que la vida de m谩s de 300 mil personas.

P煤blico




Fuente: Grupotortuga.com