January 17, 2023
De parte de Indymedia Argentina
229 puntos de vista

Depredaci贸n de monumentos y obras, robo de piezas y vandalismo contra el patrimonio nacional le costar谩 millones al pa铆s.

Un polic铆a mueve esculturas vandalizadas en la sede de la Corte Suprema de Justicia en Brasilia, dos d铆as despu茅s del ataque de seguidores del ultraderechista ex presidente Jair Bolsonaro. Foto: Carl de Souza, AFP.

Por Nara Lacerda, Brasil de Fato.

A principios de la d茅cada de 1990, el ingeniero Augusto Guimar茫es Filho fue invitado por el Archivo P煤blico del Distrito Federal para dar una declaraci贸n sobre el dise帽o y la construcci贸n de Brasilia. Brazo derecho del arquitecto L煤cio Costa, fue el responsable de despegar el proyecto de la nueva capital federal y vio de cerca la construcci贸n de los monumentos que se convirtieron en s铆mbolo de Brasil.

Al narrar parte de esta experiencia, Guimar茫es Filho resumi贸 lo que parece ser un esp铆ritu de aprecio por el arte que perdura hasta hoy en la cultura Candanga, nomenclatura dada a quienes construyeron la ciudad y utilizada hasta hoy para definir a la primera generaci贸n de trabajadores que ocupaba la meseta central.

鈥淣o hay persona que no se conmueva frente a las columnas de Alvorada. Pueden tener esp铆ritu de puerco, quejarse, protestar, pero solo permiten media hora de contemplaci贸n, y al final la columna se va imponiendo. Y se est谩 imponiendo. de una manera que es algo nuevo, algo inusual, algo generoso鈥, dijo el ingeniero.

El Palacio de la Alvorada, al que se refer铆a, es el mismo que fue expuesto al pa铆s en la primera semana del a帽o por la primera dama Janja Lula da Silva con muebles da帽ados, obras de arte mal conservadas, infiltraciones y falta de celo en general. El estado de la joya arquitect贸nica, firmado por Oscar Niemeyer, es el resultado de los cuatro a帽os en que el expresidente Jair Bolsonaro (PL) ocup贸 el palacio con su familia.

A pocos d铆as de la denuncia del abandono, el pa铆s fue testigo de un nuevo ataque al patrimonio nacional. Los bolsonaristas invadieron la sede de los tres Poderes en Brasilia y destruyeron todo lo que encontraron .

El desprecio por el arte y la memoria estaba abierto de par en par. Los extremistas destruyeron cuadros a cuchillo, robaron piezas millonarias, destrozaron muebles hist贸ricos, defecaron y orinaron en los pasillos de los edificios p煤blicos y se filmaron durante toda la acci贸n. Los videos y fotos, evidencia de la barbarie, fueron publicados en las redes sociales.

La artista e investigadora Tings Chak dice que la destrucci贸n del acervo art铆stico de los tres palacios de Brasilia 鈥渆s muy simb贸lico de lo que representa el bolsonarismo鈥. Nacida en Hong Kong, vivi贸 en Brasil durante los primeros a帽os del gobierno conservador.

Chak es director del departamento de arte del Instituto Tricontinental . Actualmente radicada en Beijing, vio las escenas del ataque a la Plaza de los Tres Poderes desde lejos. Incluso en las im谩genes desde la distancia, la artista capt贸 expl铆citamente lo que califica como una 鈥渢ragedia鈥.

鈥淢e mud茅 a Brasil solo unos meses antes de la elecci贸n de Bolsonaro en 2018, despu茅s de un golpe de estado de dos a帽os. Mi primer a帽o en Brasil estuvo marcado por dos grandes incendios. Uno fue el tr谩gico incendio en el Museo Nacional de R铆o, donde la mayor铆a de los 20 millones de artefactos fueron destruidos. En 2019, fueron los incendios en la Amazon铆a, alentados por el expresidente. Estos momentos son simb贸licos del proyecto de Bolsonaro, que sirve a los intereses de la 茅lite, el agronegocio y una extrema derecha a expensas del pueblo y de su patrimonio nacional鈥.

El tratamiento que el gobierno de Bolsonaro le dio al arte y la cultura, en cierto modo, fue un presagio de los atentados del 8 de enero. El profesor de Historia Contempor谩nea de  la Universidad Federal de Juiz de Fora , Odilon Caldeira Neto, uno de los coordinadores del Observatorio de la Extrema Derecha Brasile帽a ( OEDBrasil ), considera el acto golpista 鈥渦na cr贸nica de un desastre anunciado鈥.

Cita un ejemplo que se ha convertido en un s铆mbolo de gesti贸n conservadora, el liderazgo de la Fundaci贸n Palmares durante todo el mandato. Bajo el mando de S茅rgio Camargo, la instituci贸n actu贸 para censurar y excluir cualquier tipo de manifestaci贸n art铆stica ajena a los ideales de la sociedad de derecha.

鈥淟a noticia sobre el estado de conservaci贸n del Palacio es un resumen. Pero podemos recordar, por ejemplo, la forma en que la Fundaci贸n Palmares, bajo la direcci贸n de S茅rgio Camargo, hac铆a una especie de emulaci贸n de exposiciones de arte o colecciones degeneradas. 脥ndice de libros, selecci贸n de obras de arte, documentaci贸n, que en cierta medida distan mucho de ese modelo de arte, sociedad, sexualidad, familia, construcci贸n de una noci贸n de sociedad, cultura, arte, en los 煤ltimos a帽os鈥.

Tanto en el violento atentado contra la capital federal como en el mal estado dejado en el Palacio de Alvorada, los especialistas entrevistados por Brasil de Fato observan mucho m谩s que un simple desconocimiento sobre la importancia y el valor de lo perdido. La idea de destruir el arte considerado inapropiado o degenerado es com煤n en las ideolog铆as autoritarias y extremistas.

鈥淒urante la invasi贸n, se destruyeron muchas obras de arte. Esto incluy贸 una de las cuatro copias restantes de la Constituci贸n y una obra maestra de Emiliano Di Cavalcanti. Fue tr谩gico, pero muy simb贸lico. Di Cavalcanti fue uno de los principales organizadores de la Moderna. Semana del Arte de 1922, elevando a Brasil y su proyecto nacional en el escenario internacional. Tambi茅n fue perseguido por su afiliaci贸n al Partido Comunista de Brasil en un momento de gran lucha internacional contra el fascismo.La lucha contra el fascismo, que contin煤a hoy, es un luchar por la memoria, por la historia y por los s铆mbolos que representan al pueblo, que preservan nuestro pasado para crear un proyecto nacional y popular de futuro鈥, enfatiza el artista Tings Chak.

El da帽o tambi茅n es material. Solo el cuadro As Mulatas, de Di Cavancanti, vale entre R$ 10 millones y R$ 20 millones, seg煤n el Ministerio de Cultura. En el Congreso, estimaciones iniciales calculan p茅rdidas de al menos R$ 6 millones.

Este jueves (12), el Instituto del Patrimonio Hist贸rico y Art铆stico Nacional (Iphan) anunci贸 que la mayor parte de los da帽os estructurales a los edificios se pueden evitar. Sin embargo, la evaluaci贸n de los da帽os causados 鈥嬧媋 las obras de arte llevar谩 tiempo. Este proceso requiere t茅cnicas de restauraci贸n espec铆ficas y hay piezas de un valor incalculable.

El profesor Odilon Caldeira Neto afirma que la destrucci贸n de las obras revela el objetivo de destrucci贸n institucional de la democracia misma. Esta idea impregna el bolsonarismo en varios aspectos.

鈥淓l culto a la autoridad, a cierta forma de personalidad autoritaria, trae consigo tambi茅n la idea de construir una cosmovisi贸n conspirativa, de venerar la idea de la tradici贸n, los procesos y las ideas de purificaci贸n de las identidades, de las individualidades. Entonces, en ese sentido, el arte, la educaci贸n, la cultura, la intelectualidad son le铆das por muchos de estos movimientos, estas facetas de la derecha global m谩s extrema, como elementos de la degeneraci贸n de las tradiciones, de una idea de masculinidad, de una idea de sociedad, una idea de nacionalidad鈥.

Edici贸n: Thalita Pires

Traducci贸n: Resumen Latinoamericano. Fuente en castellano: https://www.resumenlatinoamericano.org/2023/01/17/cultura-por-que-los-bolsonaristas-destruyen-el-arte/

Fuente: https://www.brasildefato.com.br/2023/01/15/por-que-bolsonaristas-destroem-arte




Fuente: Argentina.indymedia.org