October 13, 2020
De parte de Federacion Anarquista De Rosario
119 puntos de vista


3
orientaciones
b谩sicas
para
la
lucha
popular
en
este
contexto

En
Argentina
y
en
el
mundo
estamos
asistiendo
a
un
recrudecimiento
de
los
mecanismos
de
opresi贸n
capitalista,
es
as铆
que
la
pandemia
tiene
como
efecto
el
refuerzo
de
variados
fen贸menos
propios
del
neoliberalismo,
que
encuentran
en
este
contexto
la
oportunidad
para
tomar
nuevos
br铆os.

Paralelamente
al
empeoramiento
de
las
condiciones
de
vida
populares
por
la
v铆a
de
la
precarizaci贸n,
los
despidos,
suspensiones,
crecimiento
del
hambre
y
la
desocupaci贸n,
etc.
vemos
una
mayor
presencia
de
expresiones
sociales
y
pol铆ticas
diversas
que
pueden
ser
ubicables
en
un
espectro
de
derecha.
Parecer铆an
reclamar
un
neoliberalismo
conservador,
de
mano
dura
y
sin
parche
de
contenci贸n
social.
Lo
preocupante
es
que
se
inscribe
en
un
contexto
regional
y
mundial
donde
estos
sectores
han
alcanzado
por
v铆a
de
las
urnas
o
de
golpes
militares
o
blandos
el
acceso
a
la
jefatura
del
Estado.
En
este
marco,
a
mediados
de
septiembre,
la
Polic铆a
Bonaerense
protagoniz贸
un
reclamo
鈥済remial鈥,
en
el
cual
rodearon
la
casa
del
Gobernador
de
Bs
As
y
la
quinta
de
Olivos
con
patrulleros
y
en
portaci贸n
de
sus
armas
reglamentarias,
que
tuvo
eco
en
otras
provincias
del
pa铆s.
Gracias
a
esta
acci贸n,
lograron
una
mejora
en
sus
ingresos,
y
seguramente
habr谩n
ampliado
su
marco
de
acci贸n
para
seguir
fomentando
sus
otras
鈥渇uentes
de
ingresos鈥,
sumado
a
la
impunidad
para
el
gatillo
f谩cil,
que
siempre
es
una
鈥渞eivindicaci贸n鈥
de
estos
sectores,
y
que
apunta
a
mediano
plazo
a
la
sindicalizaci贸n
de
la
polic铆a.

Sobre
esto,
variados
sectores
vinculados
al
oficialismo
vieron
peligrar
a
la
democracia,
aunque
no
se
movilizaron
debido
al
pedido
expreso
del
presidente
(lo
que
rememora
el
pedido
de
desmovilizaci贸n
de
Alberto
en
el
momento
que
Macri
fomentaba
la
brutal
devaluaci贸n
de
2019).
Por
otros
lado
encontramos
otros
pronunciamientos
que
se
limitaron
a
se帽alar
que
los
polic铆as
no
son
trabajadores,
afirmaci贸n
que
compartimos,
no
obstante
entendemos
que
no
basta
con
se帽alar
lo
estructural,
sino
ir
relacionando
estas
expresiones
en
el
contexto
coyuntural,
para
ir
ubicando
l铆neas
de
acci贸n
que
hagan
efectiva
nuestra
participaci贸n
en
las
luchas
sociales.

Entendemos
que
tanto
las
reivindicaciones
sociales
que
le
urgen
a
nuestro
pueblo
como
el
crecimiento
de
estos
sectores
son
fen贸menos
que
est谩n
atados,
y
que
se
complementan
con
un
tercero
que
es
la
desmovilizaci贸n
popular.
Si
la
apuesta
es
ser
espectador
de
lo
que
acontece
en
la
realidad,
depositando
la
expectativa
en
las
figuritas
que
dirigen
el
Estado,
creemos
que
presenciaremos
acontecimientos
de
mayor
calado
que
pueden
poner
en
riesgo
las
precarias
libertades
de
acci贸n
de
las
que
disponemos,
adem谩s
de
la
pulverizaci贸n
de
reivindicaciones
sumamente
sentidas
por
el
pueblo.

Proponemos
a
continuaci贸n
3
coordenadas
para
orientar
la
tarea
militante
en
las
luchas
sociales.
Aclaramos
que
sabemos
que
nuestra
propuesta
es
dif铆cil,
porque
descarta
los
atajos
e
implica
abordar
la
realidad
social
con
todas
sus
dificultades,
con
perseverancia
y
actitud
militante
y
revolucionaria.

Coordenada
1:
La
construcci贸n
de
un
pueblo
fuerte

Estamos
transitando
una
Etapa
Hist贸rica
de
Resistencia,
que
en
los
hechos
implica
que
la
Revoluci贸n
no
est谩
a
la
vuelta
de
la
esquina
y
que
la
posici贸n
de
las
fuerzas
populares
es
m谩s
bien
defensiva.
En
este
sentido
la
resistencia
es
un
eje
medular
de
la
Etapa.
Ahora
bien,
esta
resistencia
tiene
que
estar
empapada
de
una
metodolog铆a
de
acci贸n
que
nos
conduzca
hacia
la
construcci贸n
de
un
Pueblo
Fuerte.
Para
esto
retomamos
a
la
FAU
cuando
dice
que
鈥溾i
las
organizaciones
de
base
son
constre帽idas
al
papel
de
auditorio
pasivo
y
de
testigo
mudo
de
las
iniciativas
ajenas,
si
se
establece
una
diferencia
artificial
entre
鈥渃uadros鈥
capaces
de
tomar
decisi贸n
y
鈥渕asas鈥
encargadas
de
la
ejecuci贸n,
bien
poco
podr谩
esperarse
de
esas
mismas
鈥渕asas鈥
a
las
que
se
invoca.鈥

Fortalecer
al
pueblo
en
sus
organizaciones
de
base
en
los
sindicatos,
barrios
y
centros
de
estudiantes,
es
una
de
las
tareas
primordiales
de
este
momento,
para
resolver
a
trav茅s
de
la
participaci贸n
directa
problemas
de
la
poblaci贸n
鈥損obreza,
carest铆a,
falta
de
acceso
a
la
vivienda,
despidos,
ajuste,
flexibilizaci贸n-
y
al
mismo
tiempo
abonar
al
crecimiento
de
la
conciencia
y
la
confianza
en
las
propias
fuerzas.

Coordenada
2:
La
independencia
de
clase

Creemos
que
el
proyecto
que
vayamos
tejiendo
desde
abajo
debe
ser
absolutamente
independiente
de
los
proyectos
burgueses,
que
en
definitiva
siempre
proponen
al
Estado
como
la
v铆a
煤nica
y
principal
para
la
pol铆tica.
El
pueblo
organizado
tiene
suficiente
trayectoria
y
experiencia
en
resolver
sus
propias
problem谩ticas. 

Desde
la
utilizaci贸n
de
los
mecanismos
del
sistema
no
hay
posibilidad
de
cambio
alguno,
aunque
se
proponga
articularlo
con
expresiones
sociales
de
las
y
los
de
abajo.
La
v铆a
es
la
de
construir
un
frente
de
clases
oprimidas
con
independencia
de
clase,
o
seguir
asistiendo
al
fracaso
de
una
formulaci贸n
pol铆tica
que
pretende
subordinar
a
las
clases
populares
a
simples
masas
de
maniobras
a
cambio
de
parches
sociales
que
morigeren
la
agresividad
del
sistema.
Sabemos
muy
bien
que
las
organizaciones
obreras
son
las
煤nicas
que
detienen
los
garrotazos
de
las
patronales,
que
las
organizaciones
territoriales
son
las
id贸neas
para
resolver
los
problemas
de
las
barriadas
populares,
y
que
las
agrupaciones
estudiantiles
son
las
que
han
defendido
con
suficiente
espalda
el
acceso
a
la
educaci贸n
p煤blica. 
 

Coordenada
3:
El
Horizonte
socialista
y
libertario.

Creemos
que
en
nuestras
luchas
actuales
tiene
que
hacerse
presente
un
pedazo
del
ma帽ana.
Nuestra
orientaci贸n
al
largo
plazo
es
cambiar
estructuralmente
la
sociedad
capitalista
por
la
v铆a
de
una
ruptura
revolucionaria,
y
esa
orientaci贸n
ordena
nuestra
estrategia
y
acci贸n
cotidiana. 

Quienes
consideren
esto
como
un
objetivo
ut贸pico
le
proponemos
recalibrar
ese
significado
a
la
luz
de
otras
formulaciones
que
consideramos
realmente
ut贸picas,
como
la
de
鈥渃ambiarle
la
cara
al
capitalismo鈥,
o
buscar
鈥渦n
capitalismo
donde
ganen
todos鈥.

Hoy
en
d铆a
el
neoliberalismo
y
los
fen贸menos
de
control
social,
reforzados
por
la
pandemia,
representan
la
utop铆a
capitalista
hecha
realidad,
un
mundo
que
se
hace
solo
habitable
para
ese
1%
de
la
poblaci贸n,
que
controla
los
resortes
de
dominaci贸n
principales,
mientras
por
abajo
crece
la
guerra
entre
pobres.

Arriba
las
y
los
que
luchan!! 


Organizaci贸n
Anarquista
de
C贸rdoba
(OAC)


Federaci贸n
Anarquista
de
Rosario
(FAR)




Fuente: Federacionanarquistaderosario.blogspot.com