January 21, 2021
De parte de CGT MSL
255 puntos de vista


 Queremos explicar los motivos que nos llevaron a firmar un acta de no acuerdo en la negociación del nuevo ERTE en MSL Technology, así que vamos a resumir un poco cómo fue la negociación y las causas.

La mesa negociadora fue constituida el martes 1 de diciembre de 2020 y ese mismo día la empresa entregó documentación relativa al proceso, siendo insuficiente para la valoración y acreditación tanto de la causa que justifica el expediente que presenta como la justificación del personal afectado y las razones de la afectación. Nosotros hemos reclamado desde entonces la información necesaria para el análisis de la situación (esencialmente los contratos y otras documentaciones que justifiquen la ausencia de carga de trabajo prevista) siendo entregada por la empresa solo alguna información adicional 30 minutos antes del inicio de la última reunión del periodo de consultas, no siendo la reclamada y que no permite la comprobación de la argumentación de la empresa.

Entre la documentación entregada se encuentra el listado de afectados, 40 personas; 9 de ellas aparecían ya marcadas como “remove”. En la reunión del 4 de diciembre la empresa hace una oferta de reducir la afectación a 31, sin enviar una nueva lista y en la reunión del 7 de diciembre se niegan a negociar el número de afectados, tenemos que aceptar a esos 31 y una reducción del periodo de afectación del 30 de junio al 31 de mayo. Es decir que en realidad la empresa siempre quiso afectar a 31 personas y no quería admitir ninguna negociación al respecto, añadiendo a 9 con el único fin de simular una propuesta mayor y eliminarles luego de la lista.

Volvimos a presentar las medidas de ahorro que ya presentamos en el anterior ERTE para evitar la presentación del mismo y tampoco esta vez fueron ni siquiera motivo de discusión. Además la situación del grupo Atos es muy distinta entonces que ahora: mientras que en abril varias empresas sufrieron ERTES, ahora es únicamente en MSL donde la empresa ha tomado esta medida. No se tuvo en cuenta que la mayoría de contratos ni siquiera son de MSL, sino de Atos, una empresa que no tiene un ERTE ahora mismo, ni que muchos compañeros ya estaban recibiendo formaciones con el objetivo de recolocarlos en otros proyectos del grupo Atos, de hecho solo tardaron unos días en desafectar al primer compañero recolocado en otro proyecto de Atos, ¿estaban negociando la recolocación del compañero, que debería estar casi hecha y aún así lo afectaron para sacarlo menos de una semana después?.

Durante la primera reunión del día 4 hicimos constar algunos errores e inexactitudes en la memoria técnica realizada por un auditor externo (pagado por la empresa), competiciones que decían no realizadas, pero sí lo estaban, proyectos en los que nunca ha participado MSL como causas, supuestas caídas de facturación en proyectos que no son de MSL y que no se pueden comprobar y otros motivos justificados únicamente porque es la documentación que presenta la empresa y hay que creérsela ya que lo firma un señor pagado por ellos.

También había una clara desproporción en la afectación de mujeres con respecto a su proporción en la empresa y la inclusión de afectados sin tener en cuenta su situación, como reducciones de jornada por guarda y custodia, familias numerosas, etc.

En consecuencia, con todo lo anteriormente expuesto, el Comité de Empresa de MSL de mano de los abogados de CGT ha presentado una demanda de conflicto colectivo ante los juzgados de lo social de Madrid solicitando la nulidad del expediente. El viernes 22 de enero está programado el acto de conciliación previo a cualquier conflicto colectivo.

Os mantendremos informados.




Fuente: Comitetrabajadoresmsl.blogspot.com