March 18, 2023
De parte de Editorial Imperdible
1,826 puntos de vista

Aunque su trayectoria como activista qued├│ marcada por las ejecuciones de los m├írtires de Haymarket (o M├írtires de Chicago) de 1887, uno de los cuales -Albert Parsons- era pareja de Luc├şa Gonz├ílez (nombre heredado en su infancia como esclava), aquellos hechos -consecuencia de la revuelta acaecida un a├▒o antes por la reivindicaci├│n de la jornada laboral de ocho horas y por la cual, apreciad@ lector/a, puedes celebrar puntualmente el 1┬║ de mayo- no vinieron a determinar un compromiso con las clases m├ís desfavorecidas, con las mujeres y en contra del capitalismo, pues ya ven├şa conform├índose en sus inquietudes tiempo atr├ís. Lo que supusieron esos acontecimientos fue simple y llanamente munici├│n para radicalizar a├║n m├ís sus posturas ante el sempiterno conflicto social con las ├ęlites en todas sus posibles combinaciones.

Esta ┬źAntolog├şa de una anarquista olvidada┬╗ es un primer acercamiento en castellano a su figura a trav├ęs de algunos (pocos) textos correspondientes a discursos y art├şculos que Parsons fue articulando a lo largo de toda su vida. Con un punzante sentido de la iron├şa (el arranque de ┬źTodas somos anarquistas┬╗) y una indisimulada toma de conciencia hacia la acci├│n directa -ese ┬ź┬íAprende a usar explosivos!┬╗ de ┬źA las personas vagabundas, las desempleadas, las desheredadas y las miserables┬╗-, Lucy colabor├│ sin vacilaciones para seguir asentando el ideario anarquista y difundirlo tanto entre la generaci├│n que vivi├│ Haymarket como entre las que vinieron despu├ęs y, por supuesto, entre las que tengan que llegar.

Firme defensora del sindicalismo m├ís combativo, nos record├│ que ni partidos pol├şticos, ni polic├şa, ni ej├ęrcito, ni despotismos econ├│micos ni te├şsmos varios est├ín constituidos para la emancipaci├│n de los individuos, sino todo lo contrario: son formas de represi├│n, crimen, adoctrinamiento y coerci├│n incompatibles con la libertad, el apoyo mutuo y el desarrollo higi├ęnico de las sociedades. Porque a pesar de las capas de codicia, abuso y violencia estatal Lucy Parsons apostaba, como Rosseau, por la generosidad intr├şnseca del ser humano (┬źrazonablemente┬╗, apostillaba, dejando margen para la autodefensa): es cuesti├│n de dotar a cada individuo de una educaci├│n continuada basada en ┬źla responsabilidad y el autocontrol┬╗.

Debido a la brevedad del volumen se echan en falta, por ejemplo, declaraciones o pasajes detallados que dieran cuenta de sus legendarias y encendidas pol├ęmicas con Emma Goldman -y que quedan esbozadas en la preciada biograf├şa que sirve de pre├ímbulo al resto de p├íginas-. Gracias no obstante a Marta Romero-Delgado y a la editorial Imperdible ya estamos en condiciones de acercarnos a la palabra de esta incansable luchadora y llenar un hueco imprescindible en la formulaci├│n libertaria.

Edgar Ducasse

Extra├şdo de: http://edgarducasse.blogspot.com/search/label/Lucy%20Parsons




Fuente: Editorialimperdible.com