April 22, 2021
De parte de SAS Madrid
310 puntos de vista


Carteles en los que las personas muestran una blanca y bien alineada sonrisa adornan las vallas en las ciudades. Modelos de perfecta dentadura protagonizan las p谩ginas publicitarias en las revistas. Quienes aparecen en la tele, lucen todos sus dientes, al menos a simple vista.

En las ficciones, a no ser que se quiera caracterizar a alguien muy pobre, los personajes principales no dejan ver el hueco desasosegante de una pieza dental ausente. As铆, en nuestro imaginario del mundo, las personas tienen todos sus dientes. Y sin embargo, mucha gente no consigue cumplir con esta expectativa social: a lo largo de la vida los dientes se deterioran y no todo el mundo tiene los recursos suficientes para cuidarlos o reemplazarlos.

Seg煤n un estudio publicado en 2018, el 21% de las personas preguntadas afirmaba no ir al dentista por falta de medios econ贸micos. Sin embargo, como refleja otro informe dirigido por el Consejo General de Dentistas y la Fundaci贸n Dental Espa帽ola, el 65% de las personas se muestra preocupada por su salud bucodental y el 56% manifiesta tener alg煤n problema en este 谩mbito. Hacer frente a caros tratamientos odontol贸gicos 鈥攏o cubiertos por la sanidad p煤blica鈥 con salarios modestos o directamente sin ingresos, debilita la respuesta ante estos problemas: as铆 se apuntala la desigualdad y se empeora la salud de las personas.

En su apartado sobre salud buco-dental la 煤ltima Encuesta Nacional de Salud de Espa帽a, publicada en 2017, apuntaba a una mejora del estado de la dentadura de la poblaci贸n. Con todo, 鈥渟iete de cada diez adultos tiene alguna pieza extra铆da o alguna pieza empastada, cuatro de cada diez lleva alguna pr贸tesis y dos de cada diez tiene caries o le sangran las enc铆as. En la poblaci贸n infantil, dos de cada diez ya tiene alguna pieza empastada y uno de cada diez tiene alguna pieza extra铆da o presenta caries鈥, enumeraba el documento. La mayor铆a de los tratamientos citados no se pueden hacer en la sanidad p煤blica. Las estad铆sticas reflejadas en el documento demuestran la importancia de la clase social a la hora de acudir al dentista: 鈥淪e observ贸 un marcado gradiente por clase social entre quienes consultaron al dentista en el 煤ltimo a帽o (62,4% en clase alta I frente 38,7% clase baja VI)鈥.

鈥淓spa帽a dispone de una cartera de servicios p煤blicos de salud oral que ha tenido y tiene un car谩cter limitado a la atenci贸n de patolog铆a aguda y la realizaci贸n de extracciones dentales para adultos y prestaciones preventivas y restauradoras de caries en ni帽os y adolescentes鈥

鈥淓spa帽a dispone de un Sistema Nacional de Salud con una amplia cobertura m茅dica universal y totalmente subsidiada, pero con una cartera de servicios p煤blicos de salud oral que ha tenido y tiene un car谩cter limitado a la atenci贸n de patolog铆a aguda y la realizaci贸n de extracciones dentales para adultos y prestaciones preventivas y restauradoras de caries en ni帽os y adolescentes鈥, explica Graciela Malgesini, investigadora de EAPN-ES (Red Europea de Lucha contra la Pobreza y la Exclusi贸n Social en Espa帽a), organizaci贸n que ha profundizado en la relaci贸n entre pobreza y acceso a la salud. Malgesini recuerda que la manera en que las diversas comunidades aut贸nomas abordan la salud bucodental es diversa y dif铆cil de ponderar por falta de datos.

Los modelos van desde el sistema mixto en el que el acceso se facilita a trav茅s de dentistas privados, el sistema mixto de tratamientos b谩sicos en el sistema p煤blico y acciones m谩s especializadas en el 谩mbito privado, o un sistema basado en el dentista p煤blico. “La diversidad entre autonom铆as y el ritmo al que todo cambia complejiza una lectura clara sobre la situaci贸n, sobre todo cuando no se cuenta con informaci贸n peri贸dica por norma general鈥, lamenta Malgenisi.

Autora del informe G茅nero y Pobreza, Determinantes sociales de la salud y el acceso a servicios sociosanitarios de las mujeres, la integrante de EAPN-ES cita a la OMS para afirmar: 鈥渦n porcentaje elevado de las enfermedades orales en la UE est谩n determinadas por las desigualdades socioecon贸micas entre los Estados miembro y, en cada uno de 茅stos, entre hombres y mujeres, as铆 como por grupos sociales en funci贸n de sus ingresos, educaci贸n, ocupaci贸n, edad, lugar de residencia y etnicidad de las personas afectadas y por la falta de acceso a una atenci贸n sanitaria oral integral鈥.

La investigadora considera que es fundamental que la salud buco-dental 鈥渆st茅 enfocada de forma preventiva y proactiva frente a las enfermedades, porque el impacto econ贸mico y social de intervenir cuando estas est谩n presentes es mucho menos costoso en recursos y en vidas, que si no se hace鈥. La apuesta por la odontolog铆a preventiva es clara por parte de numerosos profesionales que entienden esta mirada como una forma de evitar agravamientos posteriores de la situaci贸n.

La importancia de tener dientes

H.A no es dentista pero ha aprendido demasiado de odontolog铆a en los 煤ltimos a帽os. Espa帽ol de origen sudan茅s, con el paso de los a帽os sus problemas dentales han ido empeorando hasta el punto de tener que hacerse numerosos implantes. 鈥淣o es solo implantar, todo es caro, un empaste ya es caro. Si la seguridad social se ocupase de estas etapas iniciales, luego los gastos no ser铆an tan desorbitados con el pasar de los a帽os, apunta.

鈥淭uve que contactar con muchas cl铆nicas. La gente suele pedir dos o tres presupuestos, y como m铆nimo te encuentras con una media 1200 o 1300 euros por diente鈥. Para H.A lo que hay detr谩s es un negocio: 鈥渃l铆nicas muy modernas y h谩bilmente decoradas, pero donde se te enga帽a. Ni siquiera los due帽os son profesionales, muchas veces son bancos o inversores. Yo creo que es por eso que se han convertido en negocio: vas a una cl铆nica, te dan un presupuesto, te ofrecen facilidades para pagar a plazos, entras en un negocio. Y es un dinero que mucha gente no puede pagar. El problema es que no se puede vivir sin dientes鈥.

Sin dientes no se puede hacer casi nada, H.A cuenta c贸mo un amigo suyo, mayor pero a煤n en edad de trabajar, ha ido perdiendo sus piezas frontales y no tiene medios para arreglarse la boca. Y es dif铆cil que llegue a disponer de ellos, porque es precisamente esa falta de dientes la que le est谩 dificultando tener trabajo. 鈥淓n Europa, aproximadamente el 30% de los europeos de 65 a 74 a帽os no tienen dientes naturales, lo que reduce su funci贸n y calidad de vida鈥, apunta Malgesini.

鈥淟as clases sociales m谩s desfavorecidas presentan mayores niveles de caries y necesidades de tratamiento periodontal y menores 铆ndices de restauraci贸n. Las personas con un menor nivel socioecon贸mico perciben un peor acceso a los servicios odontol贸gicos鈥

Algunos conocidos de H.A han acudido a la asociaci贸n Karibu que ofrece un programa de salud bucodental. En concreto para personas africanas. Nicole, de la organizaci贸n, explica c贸mo adem谩s de la gente joven que est谩 llegando estos a帽os, hay muchas personas mayores que ya residen aqu铆 y que se encuentran en situaci贸n de  vulnerabilidad, muchas de ellas se enteran por el boca a boca de los servicios de Karibu. 鈥淢uchas personas espa帽olas se ponen implantes pero eso no lo puede hacer esta poblaci贸n. Cuando pierden dientes, a parte de los efectos en su salud en general, es una frustraci贸n porque ya no eres t煤, hay una parte de ti que ha cambiado, eso psicol贸gicamente afecta a las personas鈥. Para Nicole, abordar la universalidad del acceso a este derecho es urgente y querr铆a ver impulsando este debate a los propios sanitarios.

鈥淟as clases sociales m谩s desfavorecidas presentan mayores niveles de caries y necesidades de tratamiento periodontal y menores 铆ndices de restauraci贸n. Las personas con un menor nivel socioecon贸mico perciben un peor acceso a los servicios odontol贸gicos y los utilizan m谩s frecuentemente ante problemas agudos que de forma preventiva. (…) La prestaci贸n de servicios dentales en Espa帽a es fundamentalmente privada, adem谩s con tendencia creciente. S贸lo una persona de cada diez utiliza un servicio de odontolog铆a p煤blico y se hace sobre todo durante la infancia鈥, explica Malgesini. El escaso 茅nfasis en la odontolog铆a preventiva tiene sus efectos: 鈥淟a caries dental y la enfermedad periodontal grave son los principales factores que contribuyen a la p茅rdida de los dientes naturales鈥.

驴Un cambio es posible?

鈥淗ay cosas que son perfectamente viables en la Comunidad de Madrid. El dentista puede ser gratis. Tiene la misma importancia en t茅rminos de salud que otras 谩reas鈥, dec铆a el candidato a presidir la Comunidad de Madrid, Pablo Iglesias, recientemente. Durante la campa帽a, promet铆a una 鈥渃obertura universal de los tratamientos鈥. Ya en el acuerdo de gobierno firmado por PSOE y Unidas Podemos se apunta a la ampliaci贸n de la cobertura. El ministro Alberto Garz贸n se帽al贸 el pasado diciembre la intenci贸n de ir ensanchando la cartera de prestaciones para incluir primero a ni帽as y ni帽os, y despu茅s a personas vulnerables.

Y es que si tu hijo o hija necesita varios empastes o, peor, una ortodoncia, es probable que tu econom铆a se vea comprometida. 鈥淐reo que deber铆a cubrirse 100%: son gastos muy altos durante mucho tiempo, incluso para procesos relativamente sencillos鈥, opina R.F. Cuando se plante贸 llevar a su hija al dentista habl贸 con otras madres para constatar lo que se tem铆a, que nada de lo que necesitaba para la ni帽a estaba cubierto por la seguridad social. Y la ortodoncia hab铆a que pon茅rsela, 鈥渟ino a la larga te puede traer problemas con la alienaci贸n de los dientes, con la mordedura, puede causar dolores, puede traer varias complicaciones鈥. De momento, van a gastar 2.000 euros.

鈥淣o es una cuesti贸n est茅tica, una dentadura sana y bien alineada es funcional鈥, apunta R.F.  鈥淨ue no cubran los blanqueamientos, pero las ortodoncias para los ni帽os son muy importantes, el aspecto es muy importante para la integraci贸n social鈥, se帽ala esta madre a quien le preocupa que muchas familias no puedan permitirse ese gasto: 鈥渉ay gente que no puede pagar 200 euros al mes al dentista durante dos a帽os para el ni帽o鈥.  Al crecer, las cosas ser谩n m谩s dif铆ciles.

La opci贸n municipal

鈥淓l hecho de que determinadas prestaciones de salud bucodental no est茅n incluidas en la cartera de prestaciones p煤blica ha supuesto una afectaci贸n en la salud bucodental con un claro sesgo de clase social, puesto que a menudo los servicios privados son inaccesibles para la poblaci贸n con privaciones socioecon贸micas importantes鈥. Este texto se encuentra en la ley catalana de atenci贸n p煤blica a la salud dental, aprobada el pasado octubre. El programa dar铆a en principio cobertura a ni帽os de hasta 14 a帽os y a personas en situaci贸n de vulnerabilidad social o en riesgo de exclusi贸n social.

Para Ada Colau que empiece a implementarse esta legislaci贸n es urgente. 鈥淣o es competencia nuestra y lo tendr铆a que estar ofreciendo ya la Generalitat鈥, afirmaba recientemente refiri茅ndose a la cobertura. As铆, apremiaba a la Generalitat para que despliegue la ley para ampliar la cartera de salud p煤blica. Mientras tanto, su ayuntamiento estar铆a abriendo su segundo centro de atenci贸n odontol贸gica gratuita para personas vulnerables, ahora en el distrito de Nou Barris.

鈥淒esde el punto de vista sanitario, EAPN-ES considera que se debe incorporar la salud bucodental integral dentro del cata虂logo de la Seguridad Social, de manera gratuita y universal鈥

El primero de estos centros, abierto en 2019, habr铆a tratado a 2.080 vecinos derivados por los servicios sociales municipales y recibido m谩s de 15.000 visitas en dos a帽os y medio, seg煤n las cifras municipales. Sobre el perfil de las personas atendidas durante el 2020, un 54% fueron mujeres y mayoritariamente con edades comprendidas entre los 45 y 64 a帽os. El prop贸sito del ayuntamiento ser铆a inaugurar para 2022, una cl铆nica municipal abierta a toda la ciudadan铆a a precios inferiores a los del mercado.

En su estudio sobre acceso a salud y g茅nero, el equipo de Malgesini pudo entrevistar a 253 mujeres atendidas por entidades sociales: un 20% no segu铆a revisiones bucodentales. Una de ellas dijo: 鈥淟lego a fin de mes justo si no hay imprevistos. No alcanza para cubrir la salud dental, ni comprar calzados, s贸lo para los gastos fijos y la alimentaci贸n鈥, recuerda la investigadora. 鈥淒esde el punto de vista sanitario, EAPN-ES considera que se debe incorporar la salud bucodental integral dentro del cata虂logo de la Seguridad Social, de manera gratuita y universal. Esto beneficiar谩 especialmente a las personas en situaci贸n de pobreza y exclusi贸n, quienes sufren mayores problemas de salud oral y no pueden permitirse tratamientos privados鈥, afirma. Parece que la idea se va implantando poco a poco en la sociedad: algo necesario para que la salud dental deje de ser un quebradero de cabeza para tantas familias.

Enlace relacionado ElSaltoDiario.com (21/04/2021).




Fuente: Sasmadrid.org