April 24, 2022
De parte de CNT
443 puntos de vista
SINDICAL | Vitoria | Extra铆do del cnt n潞 430

Adila s铆 limpia pescado, y lo vende. Las cajas con el tiempo han dejado huella: empez贸 teniendo pinchazos y dolores en la espalda y un d铆a se qued贸 medio doblada. Fue a la mutua que le indic贸 el jefe y le hicieron alguna prueba para llegar al diagn贸stico: lumbago. Lumbago como enfermedad com煤n, porque dicen que antes de trabajar en la pescader铆a ya hab铆a tenido alg煤n episodio similar.

Benicio trabaja con un cami贸n recogiendo contenedores de vidrio para reciclar. El mecanismo de recogida se averi贸 y Benicio al salir de la cabina para intentar arreglarlo se torci贸 un pie. Al principio pens贸 que ser铆a algo pasajero, un peque帽o esguince que mejorar铆a en poco tiempo. Cuando lleg贸 a la base el pie no mejoraba y se lo coment贸 al encargado: 鈥渢煤 sabr谩s, pero si vas a urgencias no digas que ha sido trabajando porque entonces no te atienden鈥. Benicio, que no se ha visto en otra, le hace caso al encargado, va a urgencias y cuando le preguntan qu茅 le pasa les explica que se hab铆a torcido el pie en la escalera de su casa. No era un esguince, se hab铆a roto un hueso. Llama a la empresa y el mismo encargado de antes le dice que tiene que ir a la mutua tal. Se dirige a ella y al ver el informe de urgencias lo env铆an a su m茅dico de familia para que le den la baja por enfermedad com煤n. Antes de irse les explica tres veces la verdad de lo sucedido, pero los de la mutua no atienden a ninguna raz贸n m谩s que al informe de urgencias y no quieren saber nada. Son dos casos que han llegado al sindicato.

Las empresas hacen contratos cada vez m谩s precarios a personas cada vez m谩s fr谩giles.

Pero en los 煤ltimos tiempos ha habido m谩s: una persona que durante ocho horas diarias hace el mismo movimiento con la mano hasta que se la fastidia, otra a la que le dan el alta estando a medio curar, o a la que no operan porque ya se curar谩 con el tiempo y es mejor as铆鈥

El poder actual de las mutuas

Hubo un tiempo en el que el INSS decid铆a qu茅 era un accidente o una enfermedad laboral. Fue antes de que las empresas sindicales -s铆, esas que se dedican a contarnos lo mucho que defienden lo p煤blico firmaran una de tantas reformas que nos han frito. Ahora en la pr谩ctica son las mutuas las que tienen la sart茅n por el mango. La ley ha sido capaz de definir a las mutuas como asociaciones sin 谩nimo de lucro. S贸lo eso ser铆a ya suficiente para no creernos nada de lo que viene detr谩s (y delante). La realidad es que las mutuas son seguros montados por las mismas empresas. Es decir, son las empresas las que mandan en las mutuas, son suyas. A partir de ah铆 podemos entender mejor todo lo que pasa cuando un trabajador tiene un accidente o una enfermedad laboral. Las empresas tienen un 煤nico objetivo, el beneficio. Por lo tanto las mutuas directa o indirectamente tienen la funci贸n de beneficiar a las empresas que las han constituido y no a las personas que han tenido un problema de salud en el trabajo.

Se calcula que la mitad de las enfermedades laborales no est谩n diagnosticadas como tal porque es muy dif铆cil demostrar y relacionar la causa y el efecto. El porcentaje incluso sube cuando se trata de reconocer peque帽os accidentes laborales. Los galenos de las mutuas son especialistas en encontrar siempre la forma para saltarse a la torera sus responsabilidades. Eso de que la salud y la vida del enfermo deben ser sus primeras preocupaciones no va con ellos. Y la conciencia y dignidad, ni te digo.

Lo que s铆 est谩 demostrada es la relaci贸n que hay entre la precariedad y la baja salud. Las empresas hacen contratos cada vez m谩s precarios a personas cada d铆a m谩s fr谩giles. Si caen accidentados o enfermos鈥o hay problema, la mutua entra en acci贸n, ordeno y mando. Si se hiciera una lista de prioridades de planteamientos de luchas, acabar con el poder que tienen las mutuas deber铆a estar muy arriba. Aunque se puede hacer poco si cada uno va por su lado. En este asunto tambi茅n notamos que la injusticia est谩 bien ensamblada y para hacer frente a las situaciones que genera s贸lo cabe juntarnos, organizarnos, afiliarnos a la CNT.




Fuente: Cnt.es