July 2, 2021
De parte de Nodo50
212 puntos de vista


La represión llevada a cabo por el gobierno de Mario Abdo Benítez y las Fuerzas Armadas paraguayas tuvo varios hitos en plena pandemia. El caso de Lilian y Maria Carmen Villalba, ambas de 11 años de edad, fue uno de ellos y tuvo trascendencia internacional porque se trata de dos niñas argentinas. Sin embargo desde noviembre pasado también se encuentra desaparecida otra menor, Carmen Elizabeth Oviedo Villalba, a la que llaman “Lichita”, de 14 años. Estos hechos remiten al accionar de la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC), un organismo que depende de las FFAA, creado para combatir al grupo guerrillero Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP). Sin embargo, desde la campaña “Eran Niñas” que busca justicia para las dos menores asesinadas, vienen denunciando las violaciones a los DDHH que desde hace años lleva adelante la FTC. “Estos no fueron operativos contra el EPP sino directamente contra las niñas”, sostuvo Laly Machado, integrante de la campaña y del Movimiento Rebelión Popular.

Las dos niñas vivían en Misiones, Argentina, y habían viajado al departamento de Concepción, al norte de Paraguay, junto con otras 3 menores de edad y su tía Laura, a principios del 2020. Se encontraban en una zona selvática y de difícil acceso visitando a algunos de sus familiares que forman parte del EPP. A los pocos meses de estar allí se desató la pandemia y no pudieron regresar a la Argentina. En ese marco se dieron los operativos de la FTC.




Fuente: Barricadatv.org