February 12, 2021
De parte de SAS Madrid
308 puntos de vista


8 de febrero de 2019. El consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, inaugura la XXV Jornada del Servicio de Geriatr铆a del Hospital Ram贸n y Cajal, un evento de trascendencia a nivel internacional que re煤ne a m谩s de dos centenares de expertos en la materia. Durante su intervenci贸n, se muestra convencido de que esta especialidad 鈥渧a a tener un papel cada vez m谩s importante鈥 dentro del espectro asistencial de la Comunidad de Madrid.

鈥淣uestra poblaci贸n cada vez va a ser m谩s longeva, hay m谩s reto de fragilidad鈥, apunta el responsable pol铆tico. Sin embargo, dos a帽os despu茅s de aquel encuentro, la regi贸n sigue sin cumplir en esta materia con el objetivo de este tipo de especialistas que se hab铆a marcado hace ya m谩s de un lustro. Para 2015, todos los centros de la red p煤blica deb铆an contar con al menos tres geriatras en sus plantillas que ejerciesen su labor sobre pacientes hospitalizados. Sin embargo, a cierre de 2020, el a帽o en el que la pandemia puso en evidencia la fragilidad de los m谩s mayores, siete de los centros de gesti贸n directa del Servicio Madrile帽o de Salud 鈥揳quellos totalmente p煤blicos鈥 no alcanzaban las cifras marcadas.

En el marco de la regulaci贸n sobre la libre elecci贸n sanitaria, hace casi una d茅cada, el Ejecutivo regional decidi贸 trabajar en numerosos planes estrat茅gicos para las distintas especialidades a fin de marcar las 鈥渓铆neas futuras鈥 de cada una de ellas. Uno fue el de geriatr铆a, que se encarg贸 de presentar en junio de 2012 en el Hospital Gregorio Mara帽贸n el consejero de Sanidad, Javier Fern谩ndez-Lasquetty, quien aprovech贸 el acto para reconocer la alta especializaci贸n de unos servicios 鈥渄e reconocido prestigio, pioneros en las t茅cnicas geri谩tricas de referencia鈥. El intenso trabajo cristaliz贸 en un documento en el que participaron m谩s de medio centenar de expertos. Un texto en el que se recog铆a, ante la 鈥渓imitaci贸n鈥 de profesionales de este 谩mbito en los centros de la comunidad aut贸noma, una serie de 鈥渙bjetivos鈥 a conseguir de manera prioritaria con la vista puesta en 2015. El primero de ellos, 鈥渄otar a todos los hospitales de la red p煤blica de al menos 3 especialistas en Geriatr铆a que ejerzan su labor sobre pacientes hospitalizados (independientemente de que pueda haber otros trabajando en otros departamentos)鈥.

鈥淎quel plan, dise帽ado por un enorme grupo de geriatras, estaba muy bien hecho. Sin embargo, nunca fue totalmente implementado. La sensaci贸n de aquellos que trabajaron en el documento es que, finalmente, qued贸 guardado en un caj贸n鈥, explica en conversaci贸n con infoLibre Cristina Alonso, presidenta de la Sociedad Espa帽ola de Medicina Geri谩trica (Semeg) y geriatra del Hospital Universitario de Getafe. Es cierto que esta especialidad forma parte de la cartera de servicios de la gran mayor铆a de hospitales de la regi贸n. Sin embargo, siguen faltando manos. Seg煤n los datos facilitados por la Direcci贸n General de Recursos Humanos a la Asociaci贸n Madrile帽a de Enfermer铆a (AME) a trav茅s de una petici贸n de informaci贸n, siete de los 25 hospitales de gesti贸n directa de la comunidad aut贸noma contaban a cierre del a帽o pasado con un n煤mero de facultativos inferior al que se marcaba como objetivo en el plan de cara a 2015. Y eso que, recuerdan los expertos en la materia consultados por este diario, esa meta marcada hace un lustro se encuentra 鈥渕uy por debajo de las necesidades que hay actualmente鈥.

Un geriatra en Fuenlabrada y dos en El Escorial

El Instituto Psiqui谩trico Jos茅 Germain, el Hospital Rodr铆guez Lafora y el Hospital de Fuenlabrada tienen una plantilla en geriatr铆a pr谩cticamente inexistente. S贸lo cuentan con un facultativo para, por ejemplo, una poblaci贸n diana de m谩s de ochenta a帽os que en el caso del municipio madrile帽o supera los cuatro millares de personas. 鈥淪olo con una persona no se puede montar un servicio geri谩trico鈥, apunta V铆ctor Jim茅nez, vicepresidente de AME, quien recuerda que estos trabajadores tienen derecho a descansar o a coger vacaciones. 鈥淣o somos superh茅roes. Esto, lo que provoca, es que muchos mayores no reciban una atenci贸n que pueda cumplir con los m铆nimos est谩ndares de calidad鈥, remarca Alonso. Tambi茅n cuenta con un solo geriatra el Infanta Cristina, si bien en este centro tiene el respaldo de tres enfermeras. No est谩n mucho mejor en El Escorial, Santa Cristina o el Hospital del Tajo, cuyo equipo de geriatr铆a se basa, exclusivamente, en un par de especialistas. Este 煤ltimo centro tiene un 谩rea de influencia de cinco municipios, con una poblaci贸n mayor de 80 a帽os que se acerca a los cinco millares de personas.

En el extremo contrario se encuentran centros como el Gregorio Mara帽贸n, el Cl铆nico San Carlos o el de Getafe, con unos equipos en esta materia mucho m谩s potentes. El primero de ellos, por ejemplo, cuenta con una plantilla en este 谩rea de 127 profesionales, entre los que hay una decena de facultativos respaldados por enfermeras o auxiliares de enfermer铆a. Una cifra que en los otros dos se sit煤a en los 68 y 67 trabajadores, respectivamente. En el Cl铆nico San Carlos, por ejemplo, tienen un terapeuta ocupacional en un equipo integrado, tambi茅n, por una docena de facultativos. Especialistas que en el caso del centro ubicado al sur de la capital ascienden a 16, solo superado por los 18 geriatras del Hospital de La Cruz Roja, a los que acompa帽an en sus labores otros siete enfermeros y auxiliares de enfermer铆a. 鈥淓ste 煤ltimo tiene una gran tradici贸n en la materia鈥, explica al otro lado del tel茅fono la doctora del Hospital Universitario de Getafe, cuyo servicio de geriatr铆a fue puesto en marcha hace tres d茅cadas con profesionales que proced铆an, justamente, del centro sanitario madrile帽o.

Si bien todos los expertos coinciden en el incumplimiento de los objetivos marcados, tambi茅n remarcan que, a d铆a de hoy, esas cifras planteadas en su momento se han quedado cortas ante el envejecimiento de la poblaci贸n. 鈥淟as necesidades asistenciales han cambiado鈥, desliza Jim茅nez. Sabedores de ello, un grupo de expertos se encarg贸 de elaborar para el 煤ltimo congreso de la Sociedad Europea de Medicina Geri谩trica (EuGM), celebrado en octubre, un documento estimando, en base a datos presentes y a proyecciones futuras, los recursos necesarios para una buena atenci贸n a los mayores en las diferentes comunidades aut贸nomas hasta el a帽o 2025. Seg煤n sus c谩lculos, y en funci贸n de si nos agarramos al est谩ndar de un especialista por cada diez o por cada ocho camas, ser铆an necesarios en suelo madrile帽o entre 404 y 505 profesionales de esta rama, una cifra que en los cinco a帽os siguientes deber铆a moverse entre los 481 y los 601. Actualmente, el n煤mero total de geriatras en los hospitales de gesti贸n directa de la regi贸n es de 174, casi tres veces menor de lo que deber铆a ser en funci贸n de las estimaciones manejadas por los expertos.

鈥淪er铆a impensable que los ni帽os no tuvieran un pediatra鈥

En conversaci贸n con este diario, Ainhoa Esteve, una de las especialistas encargadas de este proyecto, deja claro que esas cifras hacen referencia, exclusivamente, a los profesionales que ser铆an necesarios para las Unidades Geri谩tricas de Agudos, dirigidas a la atenci贸n del paciente geri谩trico con patolog铆a aguda o reagudizaci贸n de enfermedades cr贸nicas, por lo que la cifra de facultativos necesarios de forma global ser铆a todav铆a m谩s elevada. 鈥淓n estos c谩lculos no estamos incluyendo, por ejemplo, las unidades de recuperaci贸n funcional o de deterioro cognitivo鈥, explica Esteve, que trabaja en el servicio de Geriatr铆a del Hospital Infanta Leonor, el 煤nico que actualmente funciona de forma independiente. 鈥淓n 2017 sali贸 una resoluci贸n de la Direcci贸n General de Asistencia Sanitaria por la que los geriatras deb铆an pasar a depender directamente de la Direcci贸n M茅dica y no de otras especialidades. Sin embargo, esto solo se ha hecho hasta la fecha en Vallecas鈥, explica la presidenta de la Semeg. En el resto, concreta la experta, los servicios de geriatr铆a dependen mayoritariamente de Medicina Interna.

Con estos mimbres, tanto Alonso como Esteve hacen hincapi茅 en la necesidad de reforzar esta especialidad en los centros sanitarios: 鈥淪er铆a impensable, por ejemplo, que los ni帽os no tuvieran acceso a un pediatra鈥. Principalmente, por los beneficios que esta disciplina lleva aparejados. 鈥淟as unidades de hospitalizaci贸n geri谩tricas de agudos reducen significativamente la incidencia de deterioro funcional al alta en un 13% y aumentan la proporci贸n de pacientes que regresan a sus domicilios en un 25%, con una reducci贸n de la estancia media y de los costes directos de la hospitalizaci贸n del 10%鈥, recog铆a el plan estrat茅gico elaborado en suelo madrile帽o hace m谩s de una d茅cada. 鈥淣osotros trabajamos para evitar, a trav茅s de un equipo multidisciplinar del que forman parte terapeutas ocupacionales o fisioterapeutas, que los mayores puedan convertirse en dependientes tras una enfermedad鈥, trata de explicar la presidenta de la Sociedad Espa帽ola de Medicina Geri谩trica, quien se lamenta del 鈥減oco valor que se est谩 dando鈥 a los ancianos y del escaso conocimiento a nivel social que puede existir sobre esta especialidad.

A pesar de los datos, lo que m谩s les preocupa es que la Comunidad de Madrid sea una de las regiones m谩s fuertes en esta materia. Al fin y al cabo, recuerda Esteve, otros sistemas sanitarios como el andaluz o el vasco ni siquiera cuentan con la geriatr铆a en sus carteras de servicios. 鈥淧ara lo que hay y para c贸mo estaba se ha producido un cambio significativo a mejor鈥, cuenta la geriatra del Infanta Leonor. Sin embargo, todav铆a queda bastante trabajo por hacer. Es necesario, dicen, continuar potenciando las plantillas. Unos equipos que, durante la pandemia, se han reforzado ligeramente con medio centenar de geriatras destinados a servir de enlace con los centros residenciales de la regi贸n. La cruda realidad que ha tra铆do la crisis sanitaria, dice Alonso, puede ayudar en este sentido. 鈥淗a supuesto un toque de atenci贸n y ha puesto sobre la mesa la discriminaci贸n que sufren los mayores en la sociedad鈥, apunta. En la misma l铆nea se pronuncia Esteve: 鈥淗a visibilizado que la atenci贸n sanitaria a las personas mayores es importante鈥. Habr谩 que ver si esta lecci贸n perdura en el tiempo o si el regreso a la normalidad acaba arrojando al olvido todos estos meses negros.

Enlace relacionado InfoLibre.es (11/02/2021).




Fuente: Sasmadrid.org