July 5, 2021
De parte de Oiradilos
241 puntos de vista


La digitalizaci贸n transforma la informaci贸n en d铆gitos o c贸digos, de manera que se puede leer, transportar e interpretar de forma r谩pida y f谩cil por medios digitales. El uso masivo de estas tecnolog铆as de informaci贸n y comunicaci贸n se lleva produciendo desde los a帽os noventa del siglo pasado.

teletrabajo precario teleinmigrantes laboral

Gracias al aumento de las infraestructuras de banda ancha y a la expansi贸n de los dispositivos personales (smartphones, tablets鈥), la digitalizaci贸n ha crecido de forma asombrosa en la 煤ltima d茅cada. Y m谩s a煤n en el 煤ltimo a帽o, con el estallido de la pandemia. El uso de datos y aplicaciones digitales est谩 suponiendo un profundo cambio para empresas, trabajadores y consumidores.

El informe anual que acaba de publicar la OIT, 鈥淧erspectivas Sociales y del Empleo en el mundo: Tendencias 2021鈥, se centra en un aspecto concreto de la digitalizaci贸n: el uso de plataformas digitales como medio de trabajo. Estas plataformas sirven para conectar a empresas, clientes y trabajadores: a trav茅s de una plataforma digital se asignan tareas a trabajadores o se pone en contacto a clientes que demandan un servicio con trabajadores dispuestos a ofrecerlo.

驴Qu茅 son las plataformas digitales de trabajo?

Para entender el trabajo en la econom铆a de plataformas hay que distinguir dos tipos:

  • Las plataformas que se basan en el uso de una aplicaci贸n m贸vil con geolocalizaci贸n. El trabajo se asigna a trabajadores que se encuentran en determinadas zonas geogr谩ficas. Por ejemplo, las plataformas de servicio de taxi o reparto de comida.
  • Plataformas en l铆nea donde se abren convocatorias (subastas) para hacer tareas o encargos a distancia (lo que se conoce como crowdwork).

Por tanto, las plataformas son espacios digitales donde coinciden trabajadores que ofrecen su trabajo y clientes que demandan un servicio. 驴Y d贸nde est谩 el negocio de estas plataformas? En los datos. Quienes trabajan suelen pagar una comisi贸n a la plataforma para que les ponga en contacto con clientes, que pueden ser empresas o clientes individuales. Estas empresas o clientes, a su vez, tambi茅n pagan una comisi贸n o una suscripci贸n a la plataforma por recibir el servicio.

teletrabajo precario teleinmigrantes laboral

Trabajadores teleinmigrantes

En el caso de las plataformas de localizaci贸n, los algoritmos conectan a trabajadores y clientes en funci贸n de la geolocalizaci贸n. Los clientes tambi茅n pueden introducir condiciones, eligiendo a trabajadores en funci贸n de las recomendaciones o r谩nquines hechos por el resto de clientes. Cuando hablamos de plataformas de tareas, los algoritmos buscan emparejar clientes y trabajadores en funci贸n de los precios, la rapidez o la calidad (de nuevo reflejada en las recomendaciones de otros clientes) con la que trabajan (si utiliza estas plataformas, pi茅nselo bien la pr贸xima vez que vaya a calificar a un trabajador).

Los servicios en estas plataformas son de lo m谩s variado e incluyen desde el transporte a la traducci贸n, asesor铆a o consultor铆a, pasando por la programaci贸n, la codificaci贸n, la descripci贸n de productos o etiquetado de im谩genes. As铆 es que, por el tipo de trabajo que se realiza en una y otra plataforma, los y las trabajadoras tienen perfiles diferenciados.

En el caso de las plataformas de reparto o entregas a domicilio se necesita tener un veh铆culo o medio de transporte propio. Para realizar tareas de etiquetar im谩genes o introducir datos no es necesario una formaci贸n demasiado espec铆fica. Pero para traducir o hacer an谩lisis jur铆dicos o financieros s铆 hace falta conocimiento y formaci贸n.

La gran ventaja de las plataformas es que los procesos se pueden dividir en m煤ltiples tareas, microtareas, que pueden realizar distintas personas desde cualquier parte del mundo. Esto facilita lo que Richard Baldwin, en La convulsi贸n glob贸tica: rob贸tica, globalizaci贸n y el futuro del trabajo, ha denominado teleinmigrantes: personas que ya no necesitan desplazarse a las zonas donde hay posibilidad de encontrar un empleo, porque el trabajo llega a sus pantallas. Estos trabajadores digitales localizados en cualquier parte del mundo hacen que haya m谩s competencia por lograr trabajos de tipo t茅cnico, profesional, cient铆fico, financieros y de comunicaci贸n. Este aumento de la competencia global que trae la digitalizaci贸n supone un peligro para puestos de trabajo que, hace apenas unos a帽os, se consideraban seguros.

teletrabajo precario teleinmigrantes laboral

驴Qui茅nes trabajan en las plataformas digitales?

No hay datos oficiales sobre cu谩ntas personas trabajan en estas plataformas, pero se han hecho diversas encuestas y podemos se帽alar que alrededor del 11% de la poblaci贸n activa de la UE ha trabajado alguna vez en estas plataformas. En Espa帽a se eleva al 18% (鈥El trabajo en plataformas digitales en Espa帽a: 驴Qu茅 sabemos?鈥).

En una encuesta de la OIT (2019) realizada en 2015 y 2017 a 3.500 trabajadores distribuidos en 75 pa铆ses, se dibuj贸 el siguiente perfil de quienes trabajan en las plataformas digitales: hombre joven (alrededor de 33 a帽os) con alta cualificaci贸n (el 20% tienen estudios de posgrado y el 37%, estudios universitarios), que trabaja en m谩s de una plataforma (50% de personas encuestadas). El 48% de los encuestados se帽alaba que no ten铆a otro trabajo. Entre quienes s铆 compaginaban con otro trabajo, el 57% indicaba que era un empleo de alta cualificaci贸n. 驴Era as铆 como lo imaginaba?

En los pa铆ses desarrollados solo trabaja una mujer por cada 3 hombres en las plataformas digitales. La proporci贸n desciende a una de cada 5 en los pa铆ses en desarrollo. Y esto es algo que puede sorprender porque, en principio, se entend铆a que los trabajos que se pueden hacer desde casa podr铆an resultar m谩s atractivos para las mujeres, pues permitir铆an la conciliaci贸n de la vida laboral y familiar. Sin embargo, si tenemos en cuenta las principales ocupaciones que se realizan en las plataformas, ya vemos que la cosa cambia: la mayor parte de las tareas entran en el 谩mbito del desarrollo tecnol贸gico y de software. Y aqu铆 nos encontramos con que, en comparaci贸n con los hombres, son pocas las mujeres con los estudios y la formaci贸n necesarios para realizar este trabajo. Una raz贸n m谩s para luchar contra la brecha digital y aumentar la participaci贸n de las mujeres en estudios STEM (ciencia, tecnolog铆a, ingenier铆a y matem谩ticas, por sus siglas en ingl茅s).

En Europa el empleo en la econom铆a de plataformas a煤n representa una proporci贸n peque帽a, pero cada vez agrupa a m谩s personas (especialmente hombres) j贸venes y con altos niveles de educaci贸n. El trabajo que se realiza en ellas permite una enorme flexibilizaci贸n y es f谩cilmente adaptable a coyunturas y circunstancias.

A pesar de la conocida como ley rider (RDL 9/21 de 11 de mayo de 2021), la desprotecci贸n de los trabajadores y la falta de derechos laborales y de sindicalizaci贸n hacen que vayamos a un mundo de relaciones laborales unipersonales. Quiz谩 no sea el futuro inmediato del trabajo, pero es una tendencia cada vez m谩s marcada en el mercado laboral.

Fuente: Laura P茅rez Ortiz (The Conversation)

Autor: fargov

Interesado en temas sociales y m谩s concretamente en la solidaridad, el apoyo mutuo, los derechos humanos y todo aquello que represente una mejora para la sociedad.




Fuente: Oiradilos.wordpress.com