May 4, 2021
De parte de SAS Madrid
313 puntos de vista


Mientras la estrategia de vacunaci贸n para el covid-19 avanza, tambi茅n caminan silenciosamente las investigaciones de las vacunas para otra pandemia m谩s antigua: la del virus VIH.

Hay dos vacunas, una es preventiva y otra terap茅utica. La segunda persigue que con una tanda de vacunaci贸n la persona contagiada deje de tomar el tratamiento antiretroviral y consiga quedarse con una carga viral indetectable. El virus no desaparece, pero el tratamiento diario s铆 desaparecer铆a, y jam谩s se desarrollar铆a la enfermedad del sida. 

La doctora Beatriz Mothe es la coinventora de la vacuna terap茅utica HTI, junto con Christian Brander y Anuska Llano, en el instituto catal谩n IrsiCaixa y detalla para El Salto c贸mo ha sido el proceso de llegar hasta d贸nde est谩n: han conseguido un 40% de resultados positivos en los ensayos que presentaron en la Conference on Retroviruses and Opportunistic Infections 2021. 

鈥淓n 2007 empezamos a investigar qu茅 ten铆a de especial ese porcentaje de entre el 1 y el 2% de la poblaci贸n cuyo sistema inmune es capaz de controlar el virus espont谩neamente鈥, explica. Tras el estudio, se plantearon reproducir una vacuna que induce una respuesta inmunol贸gica similar. En 2015 empezaron a testarla en animales y, en 2017, en humanos. 

De los 45 participantes seleccionados para el ensayo cl铆nico 鈥攑ersonas diagnosticadas recientemente y con un a帽o de tratamiento antirotroviral recibido鈥, 41 pasaron a la fase de la retirada de los antiretrovirales. De ellos, 26 recibieron la vacuna y 15, el placebo. Ocho (el 40%) y uno, respectivamente, pudieron permanecer sin tratamiento durante los seis meses que dur贸 la fase de interrupci贸n. 鈥淎unque todos los participantes tuvieron el virus detectable en sangre en alg煤n momento, los resultados demuestran por primera vez que es posible modificar la respuesta inmunitaria para que sea m谩s potente y consiga controlar mejor el virus鈥, indica Mothe. 

El 97% de los que recibieron la vacuna doblaron, como m铆nimo, su respuesta inmunitaria contra las partes vulnerables del virus. Ahora el objetivo es volver de nuevo a la fase I y II del estudio, pero combinando la vacuna con otros f谩rmacos que puedan actuar en el sistema inmunol贸gica para ayudar a dar respuesta a las vacunas. 鈥淓l VIH se esconde en muchas c茅lulas, las denominadas c茅lulas durmientes, por lo que por mucho que induzcas una respuesta, si el virus no asoma, no lo consigues eliminar. Por ello en la siguiente fase introduciremos f谩rmacos inmunomoduladores鈥, anuncia la doctora. 

La inmunoterapia para el VIH que persiguen desde el IrsiCaixa, el Institut de Recerca de la Sida, es similar a la que se practica con el c谩ncer, cuyo planteamiento es 鈥溌縞贸mo puedo ayudar a tu sistema inmune para contener de forma espont谩nea la enfermedad?鈥, pregunta did谩cticamente la doctora. Pero a diferencia del c谩ncer, el tratamiento del VIH est谩 muy avanzado y se trata con una sola pastilla al d铆a. 鈥淓l reto cient铆fico para una vacuna terap茅utica del VIH es enorme, pero estamos contentas de sentir que estamos contribuyendo鈥, expresa la doctora Beatriz Mothe. 

La vacuna ha sido dise帽ada por el Institut d鈥橧nvestigaci贸 de la Sida en el marco del consorcio Hivacat, ambos impulsados por la Fundaci贸n La Caixa y el Departament de Salut de la Generalitat de Catalunya. A pesar de la colaboraci贸n p煤blico-privada, dif铆cilmente esta vacuna tendr谩 una patente p煤blica o semip煤blica. En 2015 recibieron una primera ronda de financiaci贸n privada de once millones de inversores como Ysios Capital, Caixa Capital Risc i Johnson & Johnson y ahora buscan una segunda. 

Vacuna mosaico

Por otra parte, el Hospital Germans Trias i Pujol, donde trabaja Beatriz Mothe, tambi茅n es uno de los centros del Estado espa帽ol que acoge el estudio de la vacuna preventiva Mosaico, en la que participa Johnson & Johnson. Sobre esta vacuna existe un documento de confidencialidad, por lo que los doctores que la administran no pueden dar m谩s detalles que los que ya son p煤blicos.

Es la primera vez desde 2009 que un prototipo de vacuna contra el VIH alcanza la 煤ltima fase de ensayos, la III. En los 煤ltimos dos meses, varios hombres han anunciado en sus redes sociales que hab铆an recibido la vacuna. Mosaico empez贸 a buscar desde diciembre a un total de 250 hombres y trans que mantienen relaciones sexuales con hombres para inocularse voluntariamente la vacuna. En el estudio han tomado parte un total de 3.800 hombres en Europa y Am茅rica y 1.500 mujeres en 脕frica. 

El ensayo durar谩 entre 24 y 36 meses y determinar谩 su eficacia en un entorno real. Este ensayo comprende la administraci贸n de cuatro dosis de dos vacunas diferentes que buscan activar el sistema inmune y protegerlo contra la infecci贸n en colectivos considerados de riesgo. Las dos primeras inyecciones introducen un adenovirus modificado gen茅ticamente que transporta material gen茅tico de tres prote铆nas y las otras dosis, de cuatro. De esta mezcla nace su nombre: mosaico. 

Se calcula que en 2020 hubo m谩s de 2.600 personas que contrajeron el VIH en el Estado espa帽ol, seg煤n el Plan Nacional del Sida. Desde que a principios de los a帽os 80 se diagnosticaron los primeros casos en EE UU., se estima que 78 millones de personas han sido infectadas por el virus y 39 millones han muerto a causa del sida o enfermedades relacionadas. Actualmente hay 36,9 millones de casos en el mundo, seg煤n Onusida, de las cuales 22 millones no reciben tratamiento.

Enlace relacionado ElSaltoDario.com 04/05/2021.




Fuente: Sasmadrid.org