December 11, 2020
De parte de ANRed
236 puntos de vista


A trav茅s de una extensa carta de reciente publicaci贸n, las y los trabajadores del Consejo Nacional de Investigaciones Cient铆ficas y T茅cnicas de Argentina (CONICET) desarrollaron una serie de cuestionamientos dirigidos a las autoridades nacionales, entre las que se cuentan el presidente Alberto Fern谩ndez, la vice del ejecutivo, Cristina Fern谩ndez, y el ministro de Ciencia y Tecnolog铆a Roberto Salvarezza, entre otros. Se dio en el marco de la lucha que vienen dando las y los trabajadores del organismo por recomposici贸n salarial, donde denuncian el escueto 7% de aumento salarial y que la debacle al poder adquisitivo acumulado de los sueldos en CONICET en la 煤ltima d茅cada est谩 ubicada entre el 50 y el 70%. Por M谩ximo Paz, para ANRed.


芦Trabajadoras y trabajadores del CONICET escribimos estas nuevas l铆neas para insistir con el reclamo ante el profundo deterioro salarial que nos afecta, y para poner de manifiesto que los problemas graves que atravesamos exceden la dimensi贸n individual y hacen peligrar el sistema cient铆fico estatal芦, expresa la carta en un principio.

芦Nuestras responsabilidades en relaci贸n con la producci贸n p煤blica de conocimiento cient铆fico, su reconocida influencia favorable para el bienestar de la poblaci贸n y sus instituciones, y su aporte indispensable para el desarrollo nacional nos obligan a alertar acerca del impacto negativo que la pauperizaci贸n incesante de nuestras condiciones de trabajo tienen sobre el sistema cient铆fico en su conjunto y en la propia pol铆tica cient铆fica estatal禄, completa el primer p谩rrafo de la misiva.

El escrito se asienta en el marco de las acciones que las y los trabajadores del organismo estatal destinado a la promoci贸n y la actividad cient铆fica estuvieron realizando todo este tiempo mientras observaron c贸mo sus condiciones de vida y laborales fueron cayendo de forma categ贸rica, cuesti贸n que no escapa a casi ning煤n sector asalariado del pa铆s.

En ese sentido, el comunicado a las autoridades describi贸 en porcentajes el ajuste al bolsillo del asalariado cient铆fico: 芦La paritaria de la administraci贸n p煤blica nacional en 2019, que en ausencia de un Convenio Colectivo sectorial determina nuestros niveles salariales, fue lamentable. Se otorg贸 un 28% de aumento en cuotas cuando la inflaci贸n lleg贸 al 55%. Las cl谩usulas de revisi贸n previstas para diciembre 2019 y marzo 2020 no se abrieron. La paritaria 2020 ha sido a煤n peor: luego de posponer su apertura de mayo a octubre (dando apenas un bono de $4.000 para salarios de bolsillo inferiores a $48.000, seg煤n decreto 56/2020), se otorg贸 un escaso 7% de aumento, frente a una inflaci贸n que est谩 cerca de superar el 35%芦, sentenci贸.

La carta incluy贸 al personal de gesti贸n -planta permanente, Art. 9 y monotributistas-, personal de apoyo, becarias/os e investigadoras/es y se realiz贸 a pocos d铆as de concretarse un paro a nivel nacional, en conjunto con otros cuerpos estatales, para que se reabran las paritarias del sector, entre otras medidas sectoriales.  La jornada de lucha, realizada el jueves 3 de diciembre, cont贸 con casi 2.000 trabajadores y trabajadoras del organismo.

La p茅rdida de poder adquisitivo acumulado de los salarios en CONICET en la 煤ltima d茅cada es de entre el 50 y el 70% seg煤n la categor铆a, y ser谩 a煤n mayor de continuar la pol铆tica de otorgar aumentos miserables por debajo de la inflaci贸n. Quienes integramos las Carreras de Investigador Cient铆fico (CIC) y de Personal de Apoyo (CPA) reci茅n en noviembre cobramos el primer aumento del a帽o, de 7%禄, se帽ala la carta.

Hoy CONICET posee, al menos, 14 mil trabajadoras  y trabadores -m谩s los becarios y becarias del organismo- lo cual constituye el 6% de las y los empleados de la administraci贸n p煤blica nacional, quienes, en su totalidad, alcanzan a alrededor de 250 mil, sin incluir en la n贸mina a monotributistas y personal no registrado.

Ello implica que, al no existir un convenio colectivo sectorial, las modificaciones en los haberes del sector cient铆fico solo se pueden realizar por una decisi贸n del Poder Ejecutivo. Mientras tanto, quienes realizan sus actividades en el CONICET deben supeditarse a los arreglos que consigan los gremios que representar铆an formalmente a las y los trabajadores de la administraci贸n p煤blica nacional. En parte, que la esquela fuera librada e incluya al titular del Ejecutivo, Alberto Fern谩ndez, se relaciona con la situaci贸n descrita.

Desde principios de a帽o, las y los trabajadores de CONICET fueron desarrollando una gran pelea contra el ajuste que se suced铆a conforme iban aumentando los precios y el costo de vida. All铆 se originaron las primeras huelgas de las y los empleados de la administraci贸n p煤blica nacional en rechazo a la postergaci贸n de la paritaria y por el pedido de una recomposici贸n salarial. Fruto de ello, fue que lograron romper el techo paritario de los dem谩s estatales.

Los primeros rasgos de descongelamiento de sectores de empleados del organismo se dieron ante la inacci贸n de los sindicato, lo que llev贸 a que las y los trabajadores comenzaran a autoorganizarse.

Es decir, el movimiento autoconvocado surgi贸 como una necesidad inminente, propiciado por las y los investigadores y al que luego se sumaran el personal de apoyo (CPA), los administrativos, y, por 煤ltimo, los m谩s postergados: becarios, conforme las luchas se iban realizando.

La serie de paros y movilizaciones propiciados por las y los trabajadores cient铆ficos pudieron arrancar una pu帽ado de logros, como los bonos para el sectores administrativos, personal de apoyo (CPA) e investigadores y un aumento de 10% para investigadores y CPA, con el distintivo de que fuera m谩s del doble de lo que negociaron ATE y UPCN para el conjunto de la administraci贸n p煤blica nacional.

芦Esta es hoy la insostenible situaci贸n salarial de los trabajadores y las trabajadoras de la ciencia. Sostenemos nuestras labores con un gran esfuerzo que es reconocido nacional e internacionalmente. Consideramos que ese esfuerzo debe ser reconocido tambi茅n por nuestro empleador. Ustedes, nuestras autoridades, saben que la construcci贸n del sistema CyT es un proceso laborioso y de largo plazo, por lo que las pol铆ticas hoy impulsadas para el sector solo auguran una situaci贸n a煤n m谩s angustiante que la actual para un futuro no muy lejano芦, concluye la carta al presidente, no sin antes despedirse con una enumeraci贸n de demandas reivindicativas centradas en las alarmantes condiciones de vida y trabajo de las y los trabajadores dedicados a la ciencia.





Fuente: Anred.org