May 4, 2021
De parte de Todo Por Hacer
179 puntos de vista


En enero de este 2021, el Ej茅rcito Zapatista de Liberaci贸n Nacional (EZLN) anunciaba su pr贸xima gira por los cinco continentes, un viaje en el que 鈥淩ealizar encuentros, di谩logos, intercambios de ideas, experiencias, an谩lisis y valoraciones entre quienes nos encontramos empe帽ados, desde distintas concepciones y en diferentes terrenos, en la lucha por la vida. Despu茅s, cada quien seguir谩 su camino o no. Mirar y escuchar lo otro tal vez nos ayudar谩 o no en nuestro paso. Pero conocer lo diferente, es tambi茅n parte de nuestra lucha y de nuestro empe帽o, de nuestra humanidad.鈥

En el momento de escribir estas l铆neas, este gran viaje est谩 a punto de comenzar. Como pudimos leer en uno de sus 煤ltimos comunicados:
鈥淪iete personas, siete zapatistas, forman la fracci贸n mar铆tima de la delegaci贸n que visitar谩 Europa. Cuatro son mujeres, dos son varones y unoa es otroa. 4, 2, 1. El escuadr贸n 421 se encuentra ya acuartelado en el llamado 鈥淐entro de Adiestramiento Mar铆timo-Terrestre Zapatista鈥, [鈥.

El d铆a 26 de abril del 2021, saldr谩n rumbo a un puerto de la Rep煤blica Mexicana. Llegar谩n a m谩s tardar el 30 de abril y abordar谩n la embarcaci贸n que hemos bautizado como 鈥淟a Monta帽a鈥. [鈥 el d铆a 3 de mayo del 2021, [鈥 el nav铆o 鈥淟a Monta帽a鈥 zarpar谩 con nuestr@s compa帽er@s con destino a las costas europeas, en un viaje que se supone tomar谩 de 6 a 8 semanas. Se calcula que en la segunda mitad del mes de junio del 2021 estar谩n frente a las costas europeas.鈥

En esta etapa europea de lo que han llamado 鈥淭raves铆a por la Vida鈥, la delegaci贸n zapatista visitar谩 cerca de 30 pa铆ses a lo largo de varios meses, en los que se encontrar谩n con cientos de grupos que ya llevan tiempo trabajando para hacer posible este viaje, con las dificultades a帽adidas que entra帽a la pandemia. Desde uno de estos grupos, ubicado en el CSA La Enredadera, en el madrile帽o barrio de Tetu谩n, han querido compartir con nosotras el siguiente texto para recuperar la memoria zapatista y contarnos el por qu茅 y el c贸mo se decidieron a formar parte de esta aventura.

隆隆Zapata vive!!

El 10 de abril se conmemoran 102 a帽os del asesinato de Emiliano Zapata. Personaje que resuena en el imaginario mexicano y latinoamericano por su compromiso en la defensa de la tierra y los recursos naturales para los campesinos de M茅xico. Zapata comand贸 el Ej茅rcito Libertador del Sur hasta que fue enga帽ado y asesinado en la Hacienda de Chinameca, Morelos, por el general Jes煤s Guajardo del Ej茅rcito Federal Mexicano en 1919.

La figura de Emiliano Zapata siempre ha estado en los estandartes de lucha de los movimientos sociales y armados de Latinoam茅rica. Era Zapata el personaje citado pero desde 1994 es el 芦zapatismo禄 quien ha retomado la bandera del general Emiliano Zapata.

El zapatismo se hizo grande desde su peque帽ez temeraria. Naci贸 en un contexto, quiz谩, muy parecido al que ahora vivimos, un contexto de desesperanza, los desesperanzados de abajo y a la izquierda.

En Am茅rica Central, el Frente Farabundo Mart铆 para la Liberaci贸n Nacional (FMLN) asentado en El Salvador hab铆a firmado la paz con el gobierno de turno, y eso le obligaba a entregar las armas. En Guatemala, la sangrienta pol铆tica de tierra arrasada, de los continuos gobiernos militares, hab铆a minado la fuerza popular y el esp铆ritu de la Unidad Revolucionaria Nacional Guatemalteca y ya se negociaba, fuera de Guatemala, alejados de la gente, lo que ser铆an los acuerdos de paz firmados en 1996. Valga decir que despu茅s de la firma, poca cosa ha cambiado en ambos pa铆ses.

Cuba segu铆a resistiendo al igual que aquella Nicarag眉ita. Poco se sab铆a entonces de los pa铆ses del Cono Sur, pero hab铆a un ambiente de derrota no solo por la ca铆da del Muro de Berl铆n sino por las malos augurios de los Tratados de Libre Comercio que empezaban a asentar sus garras sobre los bienes p煤blicos y la pol铆tica extractivista que empezaba a husmear la tierra de los pueblos originarios en busca de minerales y energ铆a.

Chiapas era un Pulgarcito en toda Am茅rica y, de pronto, irrumpe con su fuerza ind铆gena, con su cosmovisi贸n plagada de mestizaje y se atreve a gritarle a los poderosos de turno y a los poderosos jubilados o retirados por las puertas de la ignominia y la sangre a sus grandes haciendas. Les grita 芦YA BASTA禄 y fue como si el mundo entero despertara y nos busc谩ramos los unos a los otros, las unas a las otras, las unoas a las otroas y empez谩ramos nuevamente a plantearnos la trasformaci贸n del mundo en un mundo m谩s justo y humano. Eso es lo que a mi parecer seduce del zapatismo: la poes铆a, la mirada en la milpa y la flor, el valor, la sensatez, el atrevimiento, en una palabra la DIGNIDAD.

De un modo nunca antes visto, los pueblos ind铆genas alzaron la mirada y ocuparon un espacio tangible en la historia de la humanidad, esta vez no como v铆ctimas de masacres o como v铆ctimas de inundaciones y tragedias naturales. No como 芦gente aut贸ctona禄 que, seg煤n las agencias de turismo, cultivan la pobreza porque as铆 han vivido siempre. Esta vez con la frente en alto. La sociedad civil con sus ojos atentos sali贸 a las calles y por una vez en la historia, me atrevo a decir, logr贸 detener una guerra. Y el gobierno mexicano no tuvo alternativa m谩s que fingir un di谩logo y quiso firmar acuerdos y un cese al fuego lo m谩s r谩pido posible. Sin embargo, la historia ense帽a y si no ense帽a, al menos, muestra que a los pueblos se les enga帽a.

Despu茅s de la firma de lo que se conoce como Los Acuerdos de San Andr茅s, el Gobierno Federal pretendi贸 seguir avanzando en el di谩logo pero los y las zapatistas pidieron que antes se cumpliera el primer acuerdo para poder seguir dialogando. No se cumpli贸 y como al general Zapata, se les traicion贸.

En 1996 el Ej茅rcito Federal Mexicano invade los territorios zapatistas para capturar a la Comandancia General del EZLN. Ante tal traici贸n, el movimiento zapatista decide cumplir unilateralmente los acuerdos firmados y empieza su camino por la construcci贸n de su autonom铆a logrando asombrosos avances en salud, educaci贸n, agricultura; promoviendo las ciencias y las artes en sus territorios y siempre atento y cuidadores del medio ambiente, y compa帽ero siempre de las luchas a nivel mundial. Y como compa帽eros, compa帽eras y compa帽eroas han decidido salir y compartir sus luchas con las luchas del mundo.

En el verano de este a帽o 2021 llegar谩n a las costas europeas para poder recorrer varios territorios y compartir la palabra con quien quiera hacerlo. Los colectivos de Europa, los de abajo y a la izquierda, se est谩n organizando a su modo, con sus aciertos y dificultades pero, sobre todo, con las ganas y la esperanza de compartir lo mucho o lo poco que se hace en la construcci贸n de un mundo mejor con la delegaci贸n zapatista, porque todoas queremos un mundo donde quepan todos los mundos. La consigna es 隆Zapata vive! 隆La lucha sigue, sigue, sigue!

Algo se mueve en el barrio de Tetu谩n

Desde nuestro barrio, algunas compa帽eras nos hemos arrejuntado al ir enter谩ndonos de esta generosa 鈥済ira por la vida鈥. Al inicio, un grupo de telegram donde compartir la info, 鈥淓s verdad! Se vienen las compas!! 驴hacemos grupo virtual o presencial?鈥 Y las ganas nos juntaron para poner en com煤n el remolino de ideas e ilusi贸n que nos inspiraba esta visita. 驴cu谩l es el objetivo de nuestro grupo?, nos preguntamos. S铆, colaborar en la organizaci贸n, en juntar pasta para tremendo viaje, conectar experiencias, pero鈥 Intuimos que adem谩s de querer compartir con nosotras diferentes estrategias de lucha y de resistencia, las compas zapatistas nos est谩n dando un empujoncito para que nos juntemos y organicemos. Entendemos su venida como una excusa (muy hermosa, por cierto!) para que nos reencontremos las diferentes individualidades, colectivos que somos, que 煤ltimamente nos parec铆an desperdigados o desconectadas (a nuestras dificultades habituales de sostener el tejido, se sum贸 este terrible contexto de aislamiento que impuso la pandemia).

As铆 que nos dijimos: Vamos a zapatear el barrio!

Y aqu铆 estamos, tirando de hilos para ver c贸mo se vuelve a levantar la red, reconstruyendo y volviendo a tejer all铆 donde vemos que podemos llegar a otras compa帽eras. En paralelo, inspirando estos haceres, hemos vuelto a lecturas, videos (s铆, s铆, y tambi茅n v铆deos) y experiencias en torno al movimiento zapatista, para recontagiarnos de alegre rebeld铆a, a trav茅s de sus palabras, im谩genes, dibujos.

As铆 nos vimos un viernes en la Enredadera, situ谩ndonos en el mismo lugar en que la irrupci贸n del zapatismo ocup贸 nuestras vidas, en nuestras militancias, y reconfirmamos la vigencia que tiene a d铆a de hoy para seguir pens谩ndonos, como un espejo que distorsiona nuestra realidad y nos pregunta. Preguntas inc贸modas y fundamentales para tirar abajo las certezas que nos oprimen: 驴qui茅n hubiera imaginado que un pu帽ado de personas del sur del sur iba a plantarle cara al Estado y sus pol铆ticas neoliberales?

Recordar la conmoci贸n que para muchas signific贸 el movimiento zapatista, nos llev贸 a otra pregunta 驴qu茅 lugar ocupa el zapatismo en las generaciones m谩s j贸venes de esta Europa tan desmemoriada? 驴Es posible rastrear la impronta de esta lucha en otras m谩s recientes?
Teniendo en cuenta estas dos cosas, la vigencia de su lucha en forma y contenido, y las ganas de recordarla, expandirla, se nos ocurri贸 armar una saga, con sucesivos episodios, donde abordar diferentes aspectos del zapatismo, teniendo en cuenta que si bien muchas aprendimos a preguntarnos cosas con Durito, para otras compas hab铆a que despejar y compartir los senderos que nos llevaron y nos trajeron las zapatistas.

Estos Episodios est谩n siendo un maravilloso espacio para conocer nuevas personas de nuestro barrio (y de otros m谩s lejanos!) y sus 鈥渜u茅-andan-haciendo-pensando鈥, para tejer palabras comunes que nos permitan nombrar y actuar sabi茅ndonos parte de la misma lucha. Cada episodio nos llena de preguntas que nos mete en territorios inciertos, (como la pregunta acerca de c贸mo construir feminismos en espacios mixtos) a veces con contradicciones, pero manteniendo la ilusi贸n: estamos en el camino de construir ese mundo donde quepan muchos mundos.

Podemos decir que esta gira zapatista por la vida, nos ha recordado que la lucha es tambi茅n hacer el zapatismo nuestro, desde hoy, desde cada barrio y desde las que somos nosotras.

CSO La Enredadera. Caracol Tetu谩n.

(Si quieres sumarte a este grupito, tenemos asambleas abiertas cada quince d铆as en la Enre, normalmente a las 19h, pero puedes escribirnos para m谩s info a: grupoapoyo.ezln.tetuan@gmail.com)

Comparte y difunde



Fuente: Todoporhacer.org