March 16, 2021
De parte de Nodo50
959 puntos de vista

Con un v铆deo de ocho minutos emitido hoy, 15 de marzo, Pablo Iglesias, todav铆a ministro de Derechos Sociales, ha sacudido el terreno pol铆tico. El secretario general de Podemos remueve las cartas para presentarse como candidato a presidente de la Comunidad de Madrid el pr贸ximo 4 de mayo. De este modo, abandona el Gobierno de Coalici贸n, se帽ala a quien prefiere como su sucesora, la actual titular de Trabajo, Yolanda D铆az, que pasar谩 a ser vicepresidenta; se mete en la disputa con el Partido Popular m谩s bronco y se la juega a iniciar la remontada de Podemos en el lugar en el que naci贸, Madrid. 

1. Gobierno de coalici贸n. La presencia de Unidas Podemos en el Consejo de Ministros ha sido un aspecto tan conflictivo que ha supuesto al menos dos repeticiones electorales. Una tensi贸n que no se mitig贸 cuando Pedro S谩nchez cedi贸 finalmente en el oto帽o de 2019 y dise帽贸 un equipo de Gobierno dando entrada a ministros 鈥渃omunistas鈥 elegido por las Cortes en 2020. A pesar de que los ministerios de Unidas Podemos no son estructurales y, de hecho, a pesar de que, como en el caso de Trabajo, se le restaran las competencias claves de Seguridad Social, la mera presencia de cinco ministras seleccionadas por UP ha sido un motivo de discordia y desencuentros sin final. De entre todos esos ministros, Pablo Iglesias era, sin duda, el m谩s discutido en los medios de comunicaci贸n convencionales. Era tambi茅n quien iba a tener la 煤ltima decisi贸n de abandonar el Gobierno en el caso de que el PSOE no cumpla sus acuerdos en el marco del pacto de investidura.

Con su salida a la Comunidad de Madrid, Iglesias quita un peso de encima a S谩nchez y a sus propios compa帽eros de coalici贸n, que estar谩n menos marcados por la presencia del actual vicepresidente en el Consejo de Ministros. Pero, adem谩s, marca un punto de inflexi贸n clave en la legislatura. Los resultados en Madrid redefinir谩n el balance de fuerzas de la izquierda del sistema (PSOE) y de Unidas Podemos, extremadamente favorable a los primeros desde la formaci贸n de Gobierno. As铆, S谩nchez podr谩 o bien apurar la legislatura en climas aparentemente m谩s suaves tras la salida de Iglesias, o arriesgar a una convocatoria electoral que ponga fin a la legislatura, posibilidad que se ven铆a manejando pero que se basaba precisamente en aprovechar la debilidad de Unidas Podemos para que su concurso en un futuro Gobierno no fuera aritm茅ticamente imprescindible, como lo es ahora.

2. Batalla contra el trumpismo. Unas horas antes del anuncio de Iglesias, la conversaci贸n en las redes sociales giraba en torno a la 煤ltima boutade de la candidata del PP a las elecciones y presidenta en funciones de la CAM, Isabel D铆az Ayuso. La decisi贸n del vicepresidente se enmarca en un clima de asalto final en la batalla electoral de las fuerzas de extrema derecha por el control de las instituciones, tras la ca铆da definitiva de Ciudadanos de la semana pasada. Iglesias, consumidor y estudioso de las tendencias en el periodismo, los medios de comunicaci贸n social y la ficci贸n pol铆tica televisiva, ha lanzado un anuncio de difusi贸n viral y un mensaje claro al situarse como dique de contenci贸n frente a los partidos de derecha y extrema derecha. Con el movimiento, los comicios en Madrid pasan de tener una perspectiva regional a ser el episodio clave de la defensa de los valores sociales de la izquierda frente al auge de la extrema derecha, que en Madrid simboliza D铆az Ayuso. A priori, suena como un intento de renacimiento de Unidas Podemos en Madrid, una comunidad en la que se empez贸 a torcer definitivamente el proyecto tras la salida de 脥帽igo Errej贸n, de la mano de Manuela Carmena, en enero de 2019. Iglesias buscar谩 aglutinar el voto de la indignaci贸n contra el estado actual de cosas en una comunidad marcada por sus altos niveles de desigualdad y por el extremismo ideol贸gico de su actual presidenta. Pero tambi茅n quiere que se帽ale un hito, el de la reconstrucci贸n de UP a trav茅s de buenos resultados y de una disputa frontal del lenguaje pol铆tico de la extrema derecha.


3. Recuperar el espacio de M谩s Madrid.
Antes del anuncio de esta ma帽ana, la cuesti贸n a resolver por parte de la izquierda madrile帽a era si es posible una fusi贸n de las organizaciones que concurrieron a las elecciones de mayo. Un debate en el que M谩s Madrid, liderado en este momento por M贸nica Garc铆a, ten铆a poco que ganar. Todas las encuestas aseguraban que iba a superar a Unidas Podemos y a mantenerse en un rango de esca帽os de entre 15 y 20 diputados, que son los que tiene ahora. Esto lo cambia todo. La presencia de Iglesias como cabeza de cartel de Unidas Podemos tiene como objetivo indisimulado volver a atraer a quienes votaron 鈥渆l cambio鈥 en 2015 y deja a M谩s Madrid en una situaci贸n complicada. Aceptar la propuesta de Iglesias de concurrir juntos a las elecciones o a competir con el efecto 鈥渃oletas鈥 y el esfuerzo que Unidas Podemos har谩 para hacer que la estrategia de Iglesias sirva para algo. 

En cualquier caso, el doble o nada de Iglesias tiene fecha de supervisi贸n. Si el 4 de mayo el aspirante a candidato de UP no consigue los resultados esperados y que la Comunidad de Madrid cambie de signo pol铆tico, el futuro de su proyecto quedar谩 de nuevo en barrena. La cuesti贸n fundamental del anuncio de esta ma帽ana se centra, pues, en si Iglesias ha visto que este movimiento era el 煤nico posible para cambiar la suerte de Podemos y revitalizar de este modo un partido que se encontraba a la deriva precisamente desde la salida de Errej贸n en 2019.




Fuente: Elsaltodiario.com