June 15, 2021
De parte de SAS Madrid
1,279 puntos de vista

Las incongruencias que se observan en este mundo neoliberal son desquiciantes. Mientras que en 脕frica, gran parte de Asia y de Am茅rica Latina la mayor铆a de sus habitantes no han tenido acceso a las inmunizaciones contra la Covid-19, en Estados Unidos se desarrolla un turismo de vacunas para atraer a las personas que pueden darse el lujo de pagar su abultado costo.

Ocurre que decenas de ciudadanos han viajado desde Latinoam茅rica a Estados Unidos para vacunarse y se disparan los vuelos como un negocio que servir谩 para enriquecer a unos cuantos negociantes.

En el caso de Am茅rica Latina y el Caribe donde prolifera la pandemia no se han podido realizar inmunizaciones masivas debido a varios factores: falta de dinero para obtener el f谩rmaco; p茅sima gesti贸n de algunos gobiernos neoliberales; privatizaci贸n de los servicios de salud; escasas compa帽铆as suministradoras y el acaparamiento de dosis por los pa铆ses capitalistas desarrollados.   

Mucha raz贸n tiene la doctora Carissa Etienne, directora de la secci贸n americana de la Organizaci贸n Mundial de la Salud cuando denunci贸 que ese tipo de turismo 鈥渘o es la soluci贸n, sino m谩s bien un s铆ntoma de la desigualdad en el continente americano; ese f谩rmaco puede ser la diferencia entre la vida y la muerte, no deber铆a ser un privilegio de los pa铆ses ricos o de las personas ricas y en 煤ltima instancia esa modalidad solo agrava la desigualdad鈥.

Pero preguntemos el porqu茅 ocurre ese trasiego de personas hacia el gigante del norte.

Estados Unidos con 330 millones de habitantes que representan el 4 % de la poblaci贸n mundial ha comprado a diferentes farmac茅uticas la alarmante cifra de 2 600 millones de dosis lo que representa la tercera parte de los 7 300 habitantes del planeta, seg煤n los 煤ltimos datos de la ONU.

Mientras muchos pa铆ses se esfuerzan por tratar de obtener con urgencia las vacunas que necesitan, en esa naci贸n se almacenan cientos de millones de dosis bajo la propaganda gubernamental de 鈥淎m茅rica primero鈥, en un mundo que, contrariamente a ese concepto, es cada vez m谩s multipolar.

A esto se suma que mientras Estados Unidos prioriza la distribuci贸n de vacunas en sus fronteras, a la par restringe la exportaci贸n de materias primas para la producci贸n del f谩rmaco contra el virus.

No es que se proh铆ba vacunar a un turista sino que eso se convierta en un negocio para pa铆ses que por su gran potencial econ贸mico pueda comprar enormes cantidades de dosis mientras el planeta padece una de las mayores pandemias de la historia que de no ser controlada amenaza con consecuencias catastr贸ficas para toda la humanidad.

La Organizaci贸n Mundial de la Salud (OMS) se帽al贸 que la mitad de las dosis suministradas hasta principios de mayo han sido puestas a personas de pa铆ses donde vive una s茅ptima parte de la poblaci贸n mundial, principalmente Estados Unidos y Europa, en detrimento de decenas de naciones de 脕frica, Asia y Am茅rica latina que apenas han iniciado la inoculaci贸n gracias al mecanismo Covax de Naciones Unidas que por cierto no ha recibido hasta el momento el apoyo necesario por parte de los pa铆ses desarrollados.

Resulta harto conocido que la atenci贸n sanitaria siempre ha sido un negocio en los pa铆ses capitalistas neoliberales y las grandes compa帽铆as farmac茅uticas extraen cantidad de dinero del Estado para despu茅s privatizar las curas de las enfermedades y obtener abundantes ganancias.

La realidad es que ante la desesperaci贸n de los habitantes por la proliferaci贸n de contagios de coronavirus, personas con alto poder adquisitivo viajan a Estados Unidos para obtener la tan ansiada inmunizaci贸n.

Es el negocio de los negocios pues al acumular excesivas cantidades de dosis, el pa铆s y las farmac茅uticas pueden vend茅rselas a cualquier postor que pague el precio.

Se han puesto a disposici贸n de los solicitantes extranjeros las vacunas estadounidenses de Moderna, Pfizer y Jhonson and Jhonson sobre todo en los estados de Luisiana, Texas, Arizona, Nevada, Nueva York y Florida sin importar su situaci贸n legal dentro del pa铆s, explica el portal Web Travelpack.

El ecuatoriano Javier Coronel manifest贸 en declaraciones a la prensa que oy贸 hablar que en Florida se pod铆a vacunar y como en su pa铆s se ha incrementado la pandemia y hay muy poco avance al respecto, decidi贸 gastar el dinero y viajar al Norte.

El colombiano Mauricio P茅rez argument贸 que en su pa铆s la situaci贸n pol铆tica y econ贸mica es incierta, no se sabe cu谩ndo se realizar谩 la vacunaci贸n por lo que decidi贸 hacerlo en Miami. Situaci贸n similar argument贸 la mexicana Samanta Amke.

Varias agencias de M茅xico, Argentina, Colombia, Ecuador y Per煤, ofrecen a las personas que tengan el dinero y hayan obtenido la visa correspondiente, un paquete tur铆stico que comprende, viaje en avi贸n, hospedaje y transportaci贸n colectiva a los centros de inmunizaci贸n.

Si antes de la pandemia una agencia cobraba entre 500 y 700 d贸lares por el viaje a Miami, ahora la cifra se sit煤a entre 1 000 y 4 000 d贸lares seg煤n el servicio que se preste.

Como la demanda se incrementa y muchas compa帽铆as relacionadas con el sector tur铆stico quieren extraer las mayores ganancias, se ha llegado a la poca profesional decisi贸n de que en tiendas, almacenes y supermercados privados como Walgreens, CVS, Costco, HEB, Walmart y Selfway se suministre las vacunas a los extranjeros.

A los interesados solo se les pide el pasaporte y no se les realiza ning煤n chequeo m茅dico ni control tras inyectarles el f谩rmaco.

El secretario general de la ONU, Tedros Adhanom Ghebreyesus denunci贸 que la organizaci贸n ha solicitado a los pa铆ses ricos que han comprado los mayores lotes de vacunas que donen al sistema Covax para poder entregarlas a numerosas naciones pobres las cuales no han podido inmunizar ni siquiera a su personal de salud y sus hospitales est谩n llenos de personas en graves estado. 鈥淟a vacunaci贸n por goteo, recalc贸, no es una estrategia eficaz para combatir un virus respiratorio mortal鈥.

Moraleja: cuando en el capitalismo los negocios y el dinero fluyen, no importa la vida de los desfavorecidos.

Hedelberto L贸pez Blanch, periodista, escritor e investigador cubano.

Enlace relacionado Rebelion.org (14/06/2021).




Fuente: Sasmadrid.org