March 1, 2021
De parte de Indymedia Argentina
270 puntos de vista


Tras la decisión del Ministerio de Trabajo de la Nación de extender por 6 meses todos los mandatos sindicales y al mismo tiempo, la suspensión de elecciones, asambleas generales y congresos entre otras acciones democráticas internas, se alzaron voces críticas desde el ámbito gremial. “La extensión de la veda es un atentado a la libertad sindical”, señalaron desde Fesprosa. “Resulta inadmisible que se siga dilatando el desarrollo normal de la vida interna de los gremios”, indicaron por su parte desde la CTA Autónoma Rosario.

El Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación volvió a extender por 180 días más -hasta el 31 de agosto- la prórroga de mandatos y la suspensión de los procesos electorales, las Asambleas y Congresos, tanto Ordinarios como Extraordinarios, como así también todo acto institucional que implique la movilización, traslado y/o la aglomeración de personas, de todas las asociaciones sindicales inscriptas en el registro de esta Autoridad de Aplicación.

La prórroga de los mandatos alcanzará a los miembros de los cuerpos directivos, deliberativos, de fiscalización y representativos de las asociaciones sindicales, federaciones y confederaciones registradas ante la Dirección Nacional de Asociaciones Sindicales. Lo mismo sucederá con los mandatos de los delegados de personal, comisiones internas y órganos similares que hubieran vencido a posteriori del 16 de marzo de 2020.

Gustavo Terés, CTA Autónoma Rosario.

“Como nunca son necesarias las instancias deliberativas y de votación: atravesamos una coyuntura social y económica con una necesidad de organización popular y del mundo del trabajo para responder a los embates”, señaló Gustavo Terés, Secretario General de la CTA Autónoma Rosario y de la delegación rosarina del sindicato docente santafesino, AMSAFE, mediante un pronunciamiento publicado en el sitio de la organización gremial.

“Esta prórroga no puede entonces verse más que como espuria connivencia del Estado y las burocracias sindicales, especialmente la cúpula de la CGT”, señaló Terés, “para inhibir la vida sindical, la expresión de la voluntad de las bases al menos en aquellos pequeños espacios que deja el unicato sindical en las instituciones más vetustas. Lo que se extiende es el mandato de las conducciones que apoyan el pacto social que se pretende impulsar y se dificultan o anulan los debates internos”.

También desde la Federación de Profesionales de la Salud de la República Argentina expresaron su rechazo a la medida.

“La extensión de la veda es un atentado a la libertad sindical. Anulación ya de la Resolución 133 de la Secretaría de Trabajo”, manifiestaron desde el Consejo Ejecutivo Nacional de la Federación, presidida por María Fernanda Boriotti.

María Fernanda Boriotti, Presidenta de FESPROSA. Foto: Sofía Alberti.

“Esta nueva intromisión del Estado en la vida interna de los sindicatos no tiene fundamentos epidemiológicos. De hecho comienzan las clases semipresenciales en todo el país  y se liberalizan restricciones a la circulación y los espectáculos. Es un secreto a voces que la resolución 133 se emitió a pedido de la CGT para aplacar internas y controlar disidencias. A cambio esta promete el apoyo a la política del pacto social y la aceptación de la pauta del 29% en paritarias”, señalaron desde Fesprosa.

Si bien la resolución deja abierta la posibilidad de que la autoridad de aplicación contemple excepciones, todas ellas deberán ser solicitadas previamente, analizadas y luego autorizadas por la DNAS, lo cual abre la puerta al manejo discrecional de las dispensas.

“La Fesprosa rechaza de plano la resolución 133”, indicaron, y precisaron que “agotará las medidas político-gremiales administrativas y judiciales para lograr su anulación”.




Fuente: Argentina.indymedia.org