January 12, 2021
De parte de Nodo50
2,267 puntos de vista

La jueza Ana Mercedes Merino Melara, magistrada del Juzgado de Primera Instancia n潞 52 de Madrid, ha estimado parcialmente la demanda civil interpuesta por el conocido actor xxxxxxx xxxxxxx contra la revista CTXT, su director, Miguel Mora, y el autor de una informaci贸n sobre el entonces presidente de la xxxxxxxx xx xxxx al considerar que 鈥渓a noticia publicada el 8 de junio de 2016 en la revista digital CTXT (Revista Contexto) vulner贸 el derecho al honor del demandante鈥.

En un fallo hist贸rico, la jueza impone adem谩s la censura preventiva a CTXT, al condenar 鈥渁 los codemandados a abstenerse en la divulgaci贸n o publicaci贸n de cualquier informaci贸n relacionada con la noticia que ha dado origen al presente  procedimiento y que no sea el cumplimiento estricto de la presente sentencia鈥 (Pag. 34).

La magistrada condena a CTXT, a su director y al periodista que elabor贸 la informaci贸n a 鈥渁bonar solidariamente al demandante la cantidad de 5.000 euros por los da帽os y perjuicios causados, incluidos los morales鈥. La parte demandante solicitaba una indemnizaci贸n de 70.000 euros. El famoso actor pidi贸 por la v铆a penal 600.000 euros de indemnizaci贸n a la revista, pero aquella querella criminal fue desestimada por no ser los hechos constitutivos de delito.

Adem谩s, el fallo obliga a la retirada completa de la noticia, 鈥渁s铆 como de cualquiera espacio de la red en que la misma aparezca鈥; a la publicaci贸n de la sentencia 鈥渆n la revista digital CTXT, as铆 como en los medios de comunicaci贸n EL MUNDO y el EL PA脥S en un espacio y con las caracter铆sticas similares a la de la noticia origen del presente procedimiento鈥, y al borrado de la 鈥渢otalidad de los mensajes vertidos en redes sociales por parte del medio de comunicaci贸n CTXT anteriormente aludidos, as铆 como cualesquiera otros relativos a la noticia objeto de la presente demanda que hayan realizado hasta la fecha鈥.

La sentencia, que afirma que 鈥渢odos los hechos relatados en la noticia son ciertos鈥, obliga a la revista a indemnizar con 5.000 euros al demandante y a publicar la sentencia 铆ntegra en CTXT, El Pa铆s y El Mundo 

Aunque han transcurrido m谩s de cuatro a帽os desde que CTXT public贸 la informaci贸n original, la magistrada tambi茅n ordena a la revista a que publique 鈥渓a rectificaci贸n de la noticia que revista las caracter铆sticas exigidas por la LO 2/84 reguladora del Derecho de Rectificaci贸n鈥. Esta Ley Org谩nica prev茅 plazos de publicaci贸n de rectificaciones que se computan en d铆as, no en a帽os.

La sentencia N潞 253/2020 afirma, en el apartado primero de los fundamentos de derecho, que 鈥渢odos los hechos relatados en la noticia son ciertos鈥 (P谩g. 11). La juez explica que 鈥渆l director del medio aprob贸 el contenido de la noticia, conocedor de la escrupulosa diligencia period铆stica desplegada鈥 por el reportero de CTXT que firm贸 la pieza period铆stica. Y reconoce que la informaci贸n sobre la xxxxxxxx xx xxx xxxxxxx xxxx xxxxxxxxx xx xxxx xx xxx xxxx era de relevancia p煤blica: 鈥淟a noticia se contrast贸 documentalmente y las fuentes eran fiables, en cuanto eran miembros de la xxxxxx xxxxxxxx quienes filtran el descontento [con las actuaciones del demandado]. Hubo una debida y razonable diligencia del informador al contrastar una noticia de relevancia p煤blica鈥 (P谩g. 30).

La sentencia agrega que 鈥渓a falta de la versi贸n del afectado, el Sr. xxxxxxxx xxxxxxx, quedaba reflejada igualmente en la noticia, por su causa 鈥搇os problemas de agenda de la xxxxxxxx xx xxxx鈥. Asimismo asume que 鈥渓a noticia se public贸 el 8 de junio y su texto se modific贸 posteriormente, en cuatro ocasiones, la primera a las cuarenta y ocho horas de su publicaci贸n, para incluir una extensa r茅plica del xx. xxxxxxx鈥.

Pero luego matiza: 鈥淎hora bien, otra cuesti贸n es si la forma en que se redact贸 la noticia 鈥榙e manera insidiosa鈥 tal y como se帽ala la demanda pudo suponer un descr茅dito del demandante. Por 鈥榠nsidioso鈥 se entiende aquello que pese a tener una apariencia inofensiva o benigna, esconde un da帽o potencial. El comportamiento insidioso es sin贸nimo de malintencionado, enga帽oso, avieso, perverso鈥.

Como argumento central para justificar la condena a la revista, la magistrada cita un tuit de un se帽or que reaccion贸 a la noticia un d铆a despu茅s de que esta se publicara

La jueza considera que 鈥渓a noticia (…) expone los hechos de manera sesgada, y lo que se traslada al p煤blico es que el actor utiliz贸 su cargo para lucrarse personalmente鈥. Como argumento central para justificar la condena a la revista, la magistrada cita un tuit de un se帽or que reaccion贸 a la noticia un d铆a despu茅s de que esta se publicara: 鈥淓sta impresi贸n se recoge en uno de los tweet denunciados: 鈥楽i fueran tan artistas delante de las c谩maras 鈥搊 en la tarima鈥 como lo son para meter mano en la caja, ser铆an la hostia鈥欌.

En este punto, la magistrada concluye 鈥渜ue la forma en la que se expuso la noticia (examinando el texto en su conjunto) pone de manifiesto una intenci贸n que afecta al 鈥榩restigio profesional鈥 del demandante, prestigio incluido en la protecci贸n del honor, que prevalece en este supuesto sobre el derecho a la informaci贸n, por ello procede estimar la demanda en el punto primero de su suplico鈥.

———

Nota de la Direcci贸n

La direcci贸n de CTXT considera que la sentencia es un atropello a la libertad de prensa y de informaci贸n que hace retroceder a Espa帽a a sus a帽os m谩s oscuros, cuando la censura imped铆a a los medios ejercer su oficio en libertad. El equipo legal de la revista prepara ya el recurso contra la sentencia a la Audiencia Provincial. Consideramos que la sentencia de la jueza Merino es expresi贸n de una anacr贸nica y m谩s que superada percepci贸n del derecho de informaci贸n, como supeditado a un derecho al honor exacerbado, en tanto que obliga a indemnizar y proh铆be informar en lo sucesivo sobre un asunto en el que se ha seguido 鈥搒eg煤n la propia sentencia鈥 la lex artis de la profesi贸n period铆stica, sobre un asunto de inter茅s p煤blico, y por el solo hecho de que alg煤n lector pueda extraer de la informaci贸n conclusiones que puedan incomodar al sujeto concernido, que por otra parte es un personaje p煤blico. 

Pueden leer la sentencia 铆ntegra aqu铆

SENTENCIA N潞 253/202 by CTXT, Revista Contexto




Fuente: Ctxt.es