June 9, 2021
De parte de Indymedia Argentina
269 puntos de vista


Norma R铆os, vice de APDH, declar贸 en la causa Chartier, por el secuestro y tortura a militantes del PRT y sus hijos en 1980.

La vicepresidenta de la APDH nacional Norma R铆os.

Por Juan Carlos Tizziani, desde Santa Fe.

La vicepresidenta nacional de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH) Norma R铆os declar贸 esta semana en el juicio a seis ex polic铆as de la provincia imputados por el secuestro y torturas al 煤ltimo referente del PRT en Santa Fe, Catalino P谩ez, a su esposa, su hijo de 14 a帽os y ocho compa帽eros de militancia, entre febrero y abril de 1980. En tres semanas de audiencias, el debate revel贸 una trama de crueldad infinita porque para capturar a Catalino, el grupo de tareas se ensa帽贸 con sus hermanos, Miguel y Mar铆a Ceferina, y con 16 ni帽os de las tres familias, que fueron secuestrados, abandonados o esclavizados. Mario P谩ez 鈥揾ijo de Catalino- cumpli贸 los 15 en el centro de torturas del D2, donde estuvo cautivo dos meses. Y los cuatro hijos de Miguel, la mayor de 15 y los m谩s chicos de 8, 7 y 5 a帽os fueron rehenes un mes y medio en la Guardia de Infanter铆a Reforzada (GIR), otra prisi贸n que operaba el Ej茅rcito. 鈥淣unca me voy a explicar por qu茅 V铆ctor Brusa no es juzgado en este juicio ya que todas las v铆ctimas lo nombran鈥, les dijo Norma a los jueces del Tribunal Oral de Santa Fe al plantear que en el proceso falta la pata judicial. Brusa cumple una condena unificada de 23 a帽os de prisi贸n en tres causas, pero en su casa, desde diciembre de 2018.

R铆os fue propuesta como testigo por la ADPH 鈥搎ue es querellante en la causa- para que repase el contexto de la persecuci贸n a P谩ez y a sus compa帽eros, que eran trabajadores del Frigor铆fico Nelson, ferroviarios y uno de ellos supervisor en Acindar, en 1980, cuando el PRT ya no exist铆a. 鈥淓l objetivo de la dictadura era cambiar el modelo econ贸mico鈥, pero el 鈥渙bst谩culo鈥 era la 鈥渃lase trabajadora鈥, que antes del golpe de 1976 鈥渙bten铆a el 50% de la distribuci贸n de la riqueza鈥, explic贸. 鈥淵 esa reducci贸n de los ingresos s贸lo la pudieron conseguir con un genocidio, desaparecidos y el robo de ni帽os鈥.

鈥淭odos los obreros de esta causa eran parte de los que deb铆an quebrar, destruir y echar de sus lugares trabajos鈥, precis贸 Norma. 鈥淧ero para aterrorizarlos y quebrarlos鈥, el terrorismo de Estado martiriz贸 a los m谩s vulnerables, que eran sus hijos. Las 16 ni帽as y ni帽os de 14 a帽os a 18 meses. 鈥淪in duda lo lograron, porque hoy a 41 a帽os de la persecuci贸n, hay gente que nunca llegar谩 a un juicio鈥.

Norma explic贸 que P谩ez y sus compa帽eros fueron perseguidos por ser 鈥渄elegados gremiales, militantes pol铆ticos, por tener una identidad pol铆tica y defender al pa铆s frente a una dictadura feroz. Ellos se opon铆an a la miseria planificada que avanz贸 en la destrucci贸n del tejido social, que nos ataca hasta el d铆a de hoy. El terror aplicado en forma sistem谩tica para generar la disoluci贸n social鈥. Y para eso 鈥渘ecesitaban destruir la organizaci贸n de los trabajadores, que se consolid贸 con los bur贸cratas-empresarios y los entregadores de sus propios compa帽eros鈥.

Catalino y los dem谩s militantes 鈥渓uchaban contra la dictadura, algo que no hicieron muchos, porque pagaba y paga m谩s ser amigos y convivir con los genocidas, a煤n sabiendo qui茅nes son鈥, agreg贸.

Al profundizar sobre el ataque del terrorismo de Estado a los ni帽os y ni帽as, Norma record贸 que 鈥490 nacieron en cautiverio y mataron a sus madres para robarlos. Hasta ahora fueron recuperados 106鈥. El plan sistem谩tico demostr贸 que eran 鈥渓as primeras v铆ctimas鈥, los 鈥渟ecuestraban y entregaban a familias amigas para que se criaran como ni帽os de una sociedad que no tuviera nada que ver con sus padres, que no sintieran ni pensaran como ellos, sino como sus enemigos鈥.

Dijo que en su archivo encontr贸 un escrito con una pregunta: 鈥溌縇os ni帽os de la 茅poca de la dictadura ser谩n guardianes de la memoria o contribuir谩n a silenciar el relato sobre el pasado? Bueno, estoy muy feliz. Porque esta causa me da la respuesta, como me la dan los hijos y los nietos. Hoy, son hombres y mujeres que vinieron ac谩 (ante el Tribunal) a testimoniar qu茅 les pas贸 cuando estuvieron secuestrados en centros clandestinos o en comisar铆as, donde fueron esclavos sexuales o de trabajo鈥, record贸 Norma. 鈥淣o me puedo olvidar de Mario P谩ez, un ni帽o de 14 de a帽os que ten铆a que escuchar: 鈥楬ac茅 lo que te digo o no la vas a contar鈥, mientras ve铆a todo lo que vio. Las v铆ctimas cuentan del uno al diez por ciento de lo que vieron. Nuestras cabezas no est谩n preparadas para escuchar tanto horror. No hay palabras que puedan decir lo que esa gente pas贸鈥.

鈥淓l Estado ni siquiera lleg贸 a la instrucci贸n de esta causa con todas las v铆ctimas鈥, critic贸 Norma. En el juicio se juzgan hechos contra once de ellas, pero los testimonios en las audiencias ya duplicaron ese n煤mero. 鈥淪铆 hay que agradecer una cosa. Estos ni帽os no fueron empalados, asesinados y tirados al mar como el Negrito (Floreal) Avellaneda o al R铆o de la Plata como Pablo M铆guez. No mataron a Juana (la esposa de Catalino) para robarle a su hija, como pas贸 con Mar铆a P铆a Klotzman Barral, nieta 103 recuperada en el a帽o 2011. Mar铆a P铆a viv铆a con la identidad cambiada, apropiada por la prestigiosa entre comillas familia Kerz, de Santa Fe. Ah铆 donde viven ustedes鈥, en el casco hist贸rico de la capital.

鈥淟as v铆ctimas tienen derecho a la justicia鈥, plante贸 R铆os. 鈥淟os trabajadores que est谩n en esta causa, sus esposas, sus hijas y sus hijos, que fueron secuestrados y torturados en 1980, cuando ya hab铆an asesinado a 22.000 personas en la Argentina鈥.

鈥淓scuchamos en este juicio, 41 a帽os despu茅s, el testimonio de ni帽as abusadas y de ni帽os violentados. Se necesitaron 41 a帽os. Y que el abogado de la APDH, Federico Pagliero 鈥搎ue es querellante con su colega, Anabella Marconi- fuera a la casa de aquellos ni帽os y ni帽as a explicarles que pod铆an conseguir justicia, que hay jueces que los iban a escuchar y fiscales que los iban a ayudar. Que ten铆an derecho a contar lo que  pasaron y hacer justicia para los compa帽eros y para ellos mismos鈥, finaliz贸 Norma.


Fuente: https://www.pagina12.com.ar/346458-una-trama-de-crueldad-infinita




Fuente: Argentina.indymedia.org