June 2, 2022
De parte de SAS Madrid
161 puntos de vista

Poner en marcha un plan de salud visual que mejore la calidad de vida de los madrileños. Este es el objetivo de Unidas Podemos, que este miércoles ha registrado en la Asamblea de Madrid una proposición no de ley (PNL) para implementar en la región algunas medidas encaminadas a reducir los problemas visuales de la población, que en muchos casos se han visto agravados durante los dos años de pandemia. 

La iniciativa del grupo morado pide que se creen unidades de optometría en los centros de salud de la región, que se aumenten las plazas para este tipo de profesionales en los hospitales públicos y también que se establezca un sistema de subvenciones y ayudas para que las familias con menos poder adquisitivo puedan comprar gafas, lentillas o cualquier otra solución óptica que necesiten.

“Someterse periódicamente a una valoración preventiva es fundamental para mantener una correcta salud visual, especialmente para detectar precozmente enfermedades visuales que suelen presentarse sin ningún síntoma”, destaca la proposición de motivos de la PNL, que firma la diputada Vanessa Lillo. “La mitad de los casos de pérdida visual se pueden prevenir con una detección temprana y el tratamiento correcto”, agrega el texto citando al Colegio Nacional de Ópticos Optometristas (CNOO).

Incorporar a òpticos-optometristas a la red de Atención Primaria, defienden desde Unidas Podemos, tendría un doble beneficio. Por un lado, permitiría ofrecer “una atención precoz y efectiva a la población”. Por otro, ayudaría a aligerar las listas de espera en este ámbito que, según la formación, están “saturadas”. 

“A 31 de marzo había más de 50.000 personas en lista de espera para una consulta de oftalmología, con una demora media de 35 días, llegando esta espera a casi cuatro meses en el caso del Hospital de La Paz“, destaca en este sentido la iniciativa, para poner de manifiesto que aumentar el número de especialistas en hospitales contribuiría a paliar esta situación.

Unidas Podemos apunta, citando datos del portal estadístico de personal del Servicio Madrileño de Salud, que a 30 de abril había 51 ópticos-optometristas para atender a toda la población de la comunidad, un número que considera insuficiente. 

“La inclusión de ópticos-optometristas en la sanidad pública en número suficiente, principalmente en Atención Primaria y también en especializada, permitiría disminuir la presión asistencial, aumentar la capacidad diagnóstica y quirúrgica de los oftalmólogos y lograr mayor rapidez en el tratamiento visual de los pacientes”, recalca la PNL.

Unidas Podemos cita el informe ‘Radiografía de la pobreza visual infantil en España’, presentado por la asociación Visión y Vida en noviembre de 2021, para justificar su propuesta de establecer un sistema de ayudas y subvenciones para las familias con menos recursos. Este documento afirma que más de 760.000 menores en España tienen problemas de visión pero no pueden permitirse gafas ni lentillas porque la situación económica de su familia se lo impide.

“Por esta razón, y teniendo en cuenta que uno de cada tres casos de fracaso escolar se debe a un problema de visión, se hace obligatorio actuar desde la administración pública para paliar esta situación”, subraya la propuesta de Unidas Podemos, que ha sido registrada este miércoles y se debatirá en las próximas semanas en el pleno de la Asamblea.

Enlace relacionado 20Minutos.es (01/06/2022).




Fuente: Sasmadrid.org