September 8, 2022
De parte de ANRed
200 puntos de vista

El próximo domingo 11 de septiembre, Almalusa y Fadeiros vuelven a presentarse en Café Berlín. Con 10 y 15 años respectivamente, estos dos conjuntos vienen interpretando desde diversos enfoques la música portuguesa, en particular el fado. En conversación con Duilio Moreno, voz de Almalusa, y Ana Kusmuk, voz de Fadeiros, nos cuentan la historia de ambos grupos, las diversas influencias del fado y su conexión con la música de Latinoamérica, además de anticipar el evento que será un viaje que ofrece dos miradas diversas del género desde Buenos Aires a Lisboa». Por Ramiro Giganti (ANRed). 


Dos grupos que reúnen la tradición de la música urbana portuguesa vuelven a encontrarse. Por un lado, Almalusa nace a fines de 2011 como un proyecto de exploración musical iniciado por María Laura Rojas y Dulio Omar Moreno, dos cantantes argentinos de raíces portuguesas .“El aporte de mis raíces portuguesas fue fundamental. Yo llego al Fado desde muy chico. Yo soy bisnieto de portugueses. Mi abuela es argentina, pero escuchaba programas radiales de la comunidad portuguesa en los cuales era frecuente que sonasen fados. No solamente fados: el panorama musical portugués es muy amplio. La música folclórica de Portugal es muy amplia. El Fado es un folclore urbano. Es fundamentalmente una música que identifica a ciudades de Portugal. Después hay otros ritmos y otros géneros que caracterizan a otras regiones de Portugal y en mi casa, cuando yo era chico se escuchaba de todo. Lo cierto es que el fado estaba presente. A medida que fui creciendo me fui involucrando inicialmente en algunos proyectos relacionados con otro tipo de música folclórica, no específicamente con el fado y el fado llega más en una instancia mía de más madurez. Era algo que estaba, que yo conocía perfectamente, que me gustaba, pero que no me animaba a interpretar. Entonces por el año 2010, 2011, yo empiezo a decidir empezar a probar algunos fados y abrirme a esa nueva búsqueda que, como te repito, viene acompañado por una cuota de mi raíz, pero también relacionado con una madurez personal para decir “bueno, me voy a animar”, y asumir el desafío”, recuerda Duilio Moreno. A esta iniciativa se suman los guitarristas Juan Pablo Isaía y Luis Cativa Tolosa, con quienes comienzan a indagar en el vasto repertorio de la música lusitana pasando por los clásicos del fado, el fado contemporáneo y el folclore.

Fadeiros tiene mas de 15 años de trayectoria. Ya tiene 4 discos en su haber: Fadeiros (Diciembre 2007), Cada vez mais português (Octubre 2010), que contó con la participación del guitarrista argentino Ramón Maschio (músico de la cantautora portuguesa Mafalda Arnauth) presentado en La Trastienda con Micaela Chauque en sikus y quenas en calidad de invitada, Tanto Mar (Enero 2013) y el reciente Otro mar de fados (2021) que actualmente continúa difundiendo en sus presentaciones. Si bien el grupo tiene una cantante principal, que es Ana Kusmuk, tanto la guitarrista Patricia Álvarez como Pepa Vivanco suelen sumar sus voces en los recitales y en los discos. Ana cuenta que llegó al fado «A través de la obra de cantautoras contemporáneas como Mafalda Arnauth y Dulce Pontes. Quedé cautivada casi inmediatamente con el género. A pesar de no identificarlo al comienzo como algo conocido, resonó cierta musicalidad familiar que me convocó y a través de la cual me resultó muy fácil identificarme y expresarme.»

Los orígenes del fado son diversos, por lo que explicar su historia con precisión puede resultar complejo. Su carácter urbano, su conexión con el mar, pero a su vez la diversas influencias de distintas culturas que habitaron esa tierra le da una riqueza que vale explorar, y que permite su conexión con otros géneros en distintos territorios. En esa dirección van también los comentarios de quienes interpretan esta música. “El tema de los orígenes del fado es un tema muy complejo porque no se puede hablar de un origen específico, o de un nacimiento puntual.  Si se puede hablar de una cantidad muy importante de influencias. Por un lado el origen lusitano o celta. Por otro lado, como vos bien indicás, el origen islámico. Por otro lado el origen trovadoresco de aquellos típicos trovadores de la edad media. Por otro lado, el origen marinero, de Portugal como una metrópolis y como centro de grandes navegantes. Por otro lado, el origen africano y el origen brasilero y ahí Portugal como centro de unión de estas dos culturas, transportando hacia África y hacia Brasil lo que se conjugaba en esa metrópolis. Así que son muchas las vertientes y las raíces de este género urbano que ahora se ha consolidado con  el correr de los tiempos en esto que llamaos “Fado”.  Yo recomiendo ver la película “Fado” de Carlos Saura, que fue muy criticada en Portugal por los más conservadores pero que nos puede presentar un panorama bastante amplio, y alocado, pero que hace referencia a ese diálogo que se puede haber generado entre estas diferentes vertientes que fueron una influencia, para mí, innegable en el fado. Por eso es un género que yo considero que es tan rico ¿no? Porque tiene condimentos de un montón de lugares. Así que la pregunta, y el debate dan para mucho pero esto sería un breve resumen de ese tema”, responde Duilio ante la consulta.

La conexión con el Tango u otros géneros de la región esta presente. «Eso es, el “parentesco” con el tango es verdadero, por la coincidencia en su origen, la temática que refiere en general a la vida cotidiana, la connotación portuaria, de marineros, amores y despedidas. Todo, sumado a la reminiscencia arábigo andaluza del fado, le da ese carácter tan conmovedor e intenso al que, por suerte, estamos invitando a disfrutar a cada vez más público», comenta Ana ente la pregunta entre las conexiones y parentescos. «A Fadeiros en particular, esta música nos ha influenciado e incentivado a reinterpretarla desde Argentina tomándonos ciertas licencias como la inclusión de instrumentos latinoamericanos (charango, cuatro venezolano, flautas)».

La conexión con Brasil y África también está presente. En colaboración con la cantante paulista Patricia Souza, Almalusa ha creado un cruce con canciones de Brasil en el espectáculo Mar de Saudades del año 2014. “En relación a Mar de Saudades, con la música de Brasil específicamente, quiero agregar que  incluso por una cuestión de idioma, hay una unión tremenda e insoslayable. Si bien, obviamente, el panorama musical brasilero también es inmenso, gigante, es muy diverso, y tiene raíces propias. No obstante, en este surgimiento de lo que es el sentimiento de la “saudade” hay muchas cosas en común, hay mucho diálogo, mucha ida y vuelta. Y así como te menciono a la música de Brasil te tengo que mencionar a las mornas y las coladeiras  de Cabo Verde, que también fueron y vinieron desde y hacia Europa y ahí se creó un puente musical súper interesante. También con raíces propias, pero influenciando y dialogando. Lo que me parece importante destacar es que sabemos que muchas veces esta relación entre metrópoli y colonias no fue feliz y tuvo momentos y situaciones abusivas y difíciles de superar, me parece interesante recalcarte de que desde Portugal hoy por hoy hay una visión muy crítica y reconocedora de todo lo malo y una visión muy tendiente hacia el diálogo y ver la forma en la que esas culturas se han enriquecido dialogando unas con otras. El fado no es ajeno a todo eso. La música en general no es ajena a todo eso, y te puede hablar de una gran respeto y excelente relación entre músicos de lo que eran las ex colonias africanas y Brasil con músicos portugueses. Los diálogos musicales son realmente impresionantes. Creo que ese es un gran mensaje de convivencia: el hecho de saber reconocer lo desastroso y lo tremendo de otras épocas y quedarse con lo bueno y que lo bueno haya servido para enriquecer y fortalecer el diálogo entre las comunidades”.

Un encuentro de bandas amigas

Tanto Duilio como Ana respondieron con palabras de afecto y elogio hacia la banda con la que comparten escenario. «Este encuentro es una reunión de músicos amigos que celebran el gusto por el fado. Una fiesta, un viaje que ofrece dos miradas diversas del género desde Buenos Aires a Lisboa» comentó Ana.

“El encuentro con Fadeiros siempre es un encuentro grato porque Fadeiros es una banda de referencia a lo que respecta a la difusión de la música de Portugal en la Ciudad de Buenos Aires. Ellos tienen una cantidad muy importante de discos editados, presentaciones en lugares importantísimos como la Usina del Arte, La Trastienda, el Centro Cultural Torcuato Taso, por solo mencionarte algunos de los más relevantes. Ellos han sido una guía para nosotros en lo que respecta a la gestión, la creación de un proyecto de música independiente. Todo esto se resume en una estima muy grande que sentimos por ellos, sumada a la cantidad de situaciones en las que hemos compartido juntos desde encuentros, salidas, comidas, también hablando en lo personal. Para nosotros poder llevar adelante una presentación, una fecha, un proyecto artístico con aquellos que para nosotros han sido nuestra referencia por tantos años, no es más que un motivo de celebración, es una gran alegría. Almalusa está celebrando sus 10 años de historia, 10 años de recorrido musical, y que mejor que celebrarlo con este hermoso grupo de gente que han sido nuestra guía, nuestra referencia y nuestros consejeros por muchos años. Esto significa para nosotros este encuentro con Fadeiros”, fueron las palabras de Duilio.

Este domingo volverán a encontrarse. Ya sin la ansiedad de una primer presentación, pero con los nervios de siempre y las ganas de celebrar la música. «Los amigos de Almalusa abrirán la noche con su propuesta tradicional de fado y con algunas composiciones propias, luego cerraremos el show con Fadeiros donde seguiremos presentando algunos temas de nuestro último lanzamiento Otro Mar de Fados junto a versiones renovadas de los 3 discos anteriores. Habrá entrecruzamiento de músicos en los dos momentos, contrabajo, guitarra portuguesa y cantantes compartiendo esta intensa noche de fado en Buenos Aires», anticipó Ana Kusmuk.

“Esta es la segunda presentación que tenemos, en este hermoso lugar que es Café Berlín. Y seguramente habrá más tranquilidad, ya que, si bien siempre hay nervios, al haber pasado la primer presentación habrá más tranquilidad por haber estado ya en ese lugar y haber compartido este espectáculo nos va a dar más aplomo y la gente lo va a ver reflejado, más allá de los 10 o 15 años de historia que tenga cada banda. Vamos a disfrutarlo. Y nuevamente con las propuestas de Almalusa y Fadeiros que giran en torno a la música tradicional portuguesa, pero con interpretaciones diferentes, con diferentes estilos muy marcados tanto en Almalusa como en Fadeiros. Entonces está bueno porque la gente va a ver un espectáculo muy amplio, dinámico, que tiene dentro de lo que es el género en sí, diferentes estilos. Creo que es un show muy rico en colores, en sentimientos, en diferencias, y eso me parece que lo hace muy atractivo. Tengo que agregar que Café Berlín es un lugar impecable, el sonido es genial, la calidad del espacio, la estética de la sala es bellísima. Asique va a ser una verdadera fiesta: de encuentro, de amistad, de cariño y obviamente para honrar y homenajear a lo mejor de la música de Portugal”, concluyó Duilio Moreno.





Fuente: Anred.org