October 11, 2021
De parte de Avispa Midia
336 puntos de vista


La comunidad de Puente Madera, en el municipio de San Blas Atempa, en el Istmo de Tehuantepec, interpuso un “juicio de nulidad”, ante el Tribunal Agrario de la Ciudad de Tuxtepec, para impedir que en sus tierras de uso común, conocidas como el Pitayal, sea construido uno de los diez parques industriales proyectados para conformar el corredor Transístmico, un megaproyecto prioritario para el gobierno de Manuel Andrés López Obrador.

En el juicio la comunidad presenta evidencias que demuestran que la asamblea de 14 de marzo de 2021, en la cual se aprueba la construcción de dicho parque en las tierras comunes de Puente Madera, fue realizada “a modo y totalmente ilegal”.

Entre las evidencias está el uso, por parte de autoridades del municipio, de firmas de asistencia de comuneros que ya fallecieron. En el acta de la asamblea aparece, por ejemplo, el nombre y la firma de Inocencio Morales de la Paz, originario de Puente Madera. Sin embargo, su acta de defunción trae la fecha de 22 de enero de 2020.

Los comuneros apuntan la falsificación de más de 50 firmas de comuneros de la comunidad de Puente Madera. “Demostramos de lo que son capaces los traidores del pueblo para entregar y vender nuestras tierras”, sostienen los comuneros en un comunicado.

De acuerdo con los comuneros, alrededor de 400 hectáreas de tierras de uso común fueron entregadas al proyecto del parque industrial por el “Comisariado de Bienes Comunales el C. Manuel Ramírez Ortiz y el Síndico Municipal Antonio Bielma Gallegos bajo las órdenes del presidente municipal Antonino Morales Toledo”.

El Pitayal

El Pitayal es un conjunto de tierras de uso común que alberga un ecosistema representativo de la biodiversidad de la región. En estas tierras se encuentran animales como el venado cola blanca, armadillos, iguanas, coyotes, caballos considerados indomables, diferentes especies de serpientes y una variedad de insectos. “Es un territorio muy valioso, ya que es una reserva para el uso común de las y los campesinos de las agencias y comunidades aledañas”, sostienen los comuneros.

Dada la biodiversidad que guarda El Pitayal y de su importancia para la subsistencia de la comunidad “le decimos al gobierno del Estado de Oaxaca y al Gobierno Federal, que continuamos y seguiremos nuestra lucha por la defensa de nuestros bienes naturales, territorio y formas de vida como pueblos indígenas”.




Fuente: Avispa.org